EL-SUR

Sábado 20 de Enero de 2018

Guerrero, México

Cultura  

La sociedad mexicana se está acostumbrando a la violencia y a vivir con miedo, dice Santos Pita

Junio 07, 2015

*El artista gráfico ganó un estímulo de la Dirección de Cultura de Acapulco con su proyecto Entes anónimos (casos aislados), que trata sobre las víctimas inocentes del narcotráfico

Óscar Ricardo Muñoz Cano

A pesar del alza en la violencia por el crimen organizado, “la gente se está acostumbrando y hasta menosprecia a las víctimas”, aseguró el artista gráfico Oswaldo Santos Pita, quien de la mano de un estímulo a la Creación Artística de Acapulco de la Dirección de Cultura Municipal desarrolla el proyecto Entes anónimos (casos aislados).
En breve charla, quien se especializa en grabado y da clases en el Estudio Municipal de Artes Plásticas de Acapulco, lamentó que “la sociedad se esté acostumbrando, está viviendo con el miedo y hasta lo ve como algo natural; si le pasa algo al vecino más que pensar en su inocencia se piensa en que quizás esté relacionado con el narcotráfico y entonces sólo se dice: le tocó”.
Entes anónimos (casos aislados), explicó, trata “sobre esa víctimas inocentes del narcotráfico, ya sea asesinados, secuestrados o desaparecidos y lo que pretendo es hacer una mera representación, una especie de retrato pero no tal cual, no con las víctimas reconocibles, más bien con la idea de mantenerlas en el anonimato al igual que como el gobierno las tiene consideradas: anónimos y como casos aislados. No hay seguimiento a sus desapariciones, por ejemplo, y son personas que todo el mundo sabemos que existieron, que incluso conocimos pero al pasar del tiempo no se les da importancia”.
Respecto al proyecto en sí, Santos Pita adelantó que realizará una serie de al menos 16 grabados a realizar en técnicas que van desde el grabado en relieve al hueco-grabado utilizando materiales como madera, linóleo y hasta cartón.
Luego de terminar los grabados como lo estableció en su proyecto, previó la posibilidad de poderlos exponer; “la idea es exponerlos ya que termine la obra, exhibirlas aquí en Acapulco y porqué no afuera del estado”.
La idea de realizar Entes anónimos (casos aislados) surgió de una experiencia personal recordó el grabador; “vi cómo a un chavo lo golpeaban a plena luz del día, hubo una balacera y pues, uno corre a ocultarse… A partir de ahí empecé con los dibujos y a los que se sumaron cosa que seguí viendo en las calles, en los medios…”.

En ese sentido, comentó que reflexionó respecto a quienes mueren en las calles producto de la violencia, “sobre si son parte el problema o son víctimas, pero el proyecto se planteó sobre el lado de las víctimas, la gente inocente pero bajo la misma pregunta: ¿esas personas, quiénes son?”.
“Hay que hacerlas visibles de algún modo”, añadió, y a sabiendas de que el arte no resuelve problemas “los hace visibles, los mantiene presentes y eso no es cualquier cosa”.
“Es un hecho que por medio del arte el narcotráfico no desaparece pero sí podemos concientizar a las personas para que no se acostumbren a esto (el miedo), que no es una forma de vida en sí”.
Oswaldo Germán Santos Pita (Acapulco, 1983) egresó de la Escuela Nacional de Artes Plásticas de la UNAM; ha participado en diferentes exposiciones y entre sus logros destaca el que en 2011 su trabajo se seleccionó para participar en la muestra itinerante de la Bienal de Pintura y Grabado del Pacífico de ese mismo año.