Son pluralistas, pero no demócratas; una crítica a José Woldenberg

publicidad post izq

A LA CARGA

 

Gibrán Ramírez Reyes

 

(1 de 2)

De todas las advertencias contra Andrés Manuel López Obrador, la que me parece más inquietante es la de quienes se dicen demócratas y de izquierda, porque creo que en realidad demuestran que están más cerca de un liberalismo aristocrático, tutelar, que desestima al pueblo, empezando por negar su existencia. (Como nota al margen: pienso que eso habla sobre nuestro modelo de transición a la democracia). Quiero recordar, antes que nada, que la democracia es el régimen de la soberanía del pueblo: eso ha sido siempre, y los mecanismos institucionales que se asocian a él sólo tienen sentido porque intentan instrumentar esa pretensión. A veces se olvida. Creo que lo olvida José Woldenberg en dos de sus textos más recientes (“El pueblo”, 26/04/18, “¿El futuro?” 03/04/18, Reforma), donde se muestra como un ferviente pluralista, pero reacio a la democracia, casi como liberal clásico del siglo XIX. Su argumentación puede resumirse en tres asertos. En esta entrega desarrollo el primero y parte del segundo, y los contesto.

  1. No hay pueblos, sólo individuos. Para Woldenberg, la pluralidad es igual a la fragmentación política, y es deseable. Lo dice así: “Ponga cualquier tema a discusión en las redes, escuche los comentarios sobre algún problema público, haga una relación de los juicios sobre partidos, gobiernos, asociaciones civiles, medios de comunicación, universidades, empresas, marcas comerciales, equipos de futbol, y lo que usted guste y mande, y constatará una diversidad de puntos de vista” que es natural. O sea, la medida de la voluntad política es el individuo y la suma de ellos. Lo mismo, dice Woldenberg, pasa con la política: el pueblo es un conjunto abigarrado e “intentar extirpar esa pluralidad” equivale a traer tensiones y quitar vitalidad a la sociedad. O sea, el interés colectivo no es sino la suma de intereses particulares y sectoriales, que es lo mismo que decir que el pueblo no existe. Peor: hablar a nombre del pueblo es extirpar (¡qué lenguaje tan violento!) esa pluralidad.

El problema es que la democracia no es un asunto de individuos, sino de colectivos. Siendo la democracia el régimen de la soberanía del pueblo, la pregunta que se abre es quién es el pueblo. Y esto tiene dos modos de resolverse: el primero es tomar al pueblo como un dato. Ya existe, está ahí, son todos los ciudadanos. Esta concepción termina por empujar, como lo hizo en la Grecia antigua, el sorteo como el método democrático por excelencia. Si todos somos iguales y el pueblo está ahí, todos deberían tener oportunidad de gobernar. Esto, desde luego, trae sus problemas –no es momento de decirlos– que podríamos resumir en que la mayoría puede estar en desacuerdo con un individuo, y entonces el resultado del azar es engañoso. Esto abre paso a la segunda solución: que el pueblo se construye juntando personas diferentes pero con objetivos comunes, construyendo voluntades colectivas: haciendo política. Sólo siendo mayoría se puede hablar por todos. Eso no borra las diferencias, nada se extirpa, sino que pone a los diferentes a buscar una misma idea de bien común: está bien y hasta es bonito.

  1. Si hay mayoría entonces hay víscera, oportunismo, trampa. Siempre que se habló de cláusula de gobernabilidad –o sea, de dar un premio a la “minoría más grande” en la Cámara de Diputados para que por esa sola condición tuviera el 50 por ciento más uno de los representantes–, Woldenberg dijo que era antidemocrático, es decir, que se generaban mayorías falsas, artificiales, que podían ponerse por encima de los demás sin legitimidad. Lo correcto era construir la mayoría en las urnas, que fueran los ciudadanos los que determinaran la contemporización del Legislativo con el Ejecutivo, justo lo que parece que va a suceder. Pero Woldenberg parece haber cambiado de opinión. Ahora, con una nueva mayoría: los “contrapesos pueden ser vencidos; son débiles, novísimos (en términos históricos) y existe la posibilidad de una reconstrucción absorbente de la presidencia. No sólo por el talante del nuevo Presidente [¡Presidente, Presidente!], sino porque dado el reblandecimiento de los partidos e identidades y el papel central que está asumiendo el personalismo, acompañado de un robusto pragmatismo (en la coalición Juntos Haremos Historia están presentes el PES y el PT), puede reactivarse la corriente mayoritaria, la del oportunismo, que puede ponerse a las órdenes del nuevo ‘jefe’”.

Véase nada más el doble rasero. Si se trata de Morena y López Obrador, entonces es pragmatismo, reblandecimiento identitario, presidencia absorbente. Pero cuando fue el Pacto por México, entonces la suma de diferentes era una “jugada venturosa”, “acuerdo para fijar un horizonte”, “reconocimiento del pluralismo equilibrado” –me gustaría, por ejemplo, que AMLO saliera a decir que la inclusión de derechistas es precisamente eso, a ver qué pasa–, “fórmula para ampliar la base social”, “eslabón civilizatorio” –es neta–, “buena política”, “reconocimiento de la aritmética democrática”. Todo eso lo dijo don José. Quizá es sólo que le gusta la fragmentación que se recompone en mayoría desde arriba, pero no la mayoría que forja intereses compartidos desde abajo.

 

0

Publicidad post der

Anuncios portada 2

anuncios portada 4

NOTAS DE INTERÉS

Piden normalistas y madres de Ayotzinapa hacer un ejercicio de memoria y no olvidar a los 43

Presentan en Chapingo el libro Hermano de la artista gráfica Gabriela Esparza Vania Pigeonutt El Sur / Ciudad de México En la presentación del libro…

Matan a dos hombres y hieren a otro en balacera en el mercado de La Laja de Acapulco

Acapulco, Gro., 30 de septiembre de 2017. Dos hombres muertos y un herido es el saldo de una balacera ocurrida antes de las 10 de…

Damnificados por el sismo en Oaxaca están desesperados y hartos: senador

Responsabilizó al ex secretario de Hacienda, José Antonio Meade Kuribreña, de que la ayuda no haya sido entregada a los damnificados del sismo de septiembre.

Protestan padres de Ayotzinapa en el 27 Batallón de Iguala; normalistas lanzan cohetones

Lenin Ocampo, Iguala Padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos, estudiantes e integrantes de organizaciones sociales protestaron esta mañana en el 27 Batallón de Infantería…

De 7, el sismo de la 1:15 de la tarde

Redacción, Acapulco Edificios, plazas, negocios fueron evacuados por el sismo que se sintió a la 1:14 de la tarde con una intensidad preliminar de 7.1 grados…

Mara Fernanda fue agredida sexualmente y estrangulada por el chofer de Cabify

Texto: Nelida Jaimes / Foto: Cartel de búsqueda que difundió la familia el día de la desaparición de Mara. Puebla, Puebla, 16 de septiembre 2017. Mara…

anuncios portada 4

EN REDES SOCIALES

URGENTE: “Willa” provocará fuertes lluvias en Guerrero: Gobierno del Estado

URGENTE: "Willa" provocará fuertes lluvias en Guerrero: Gobierno del Estado La Tormenta Tropical "Willa" provocará fuertes lluvias en Guerrero, indicó…

Largará Hamilton desde la “pole” en Austin; va por el título 

Si la carrera de mañana domingo acaba con Hamilton primero y Vettel quinto, el británico se convertirá en pentacampeón mundial. Hoy tiene 67 puntos de…

Caravana migrante: Siete días de esperanza y dolor 

Cronología de la crisis de los migrantes centroamericanos en su paso hacia Estados Unidos.

Recupera Barcelona la cima de LaLiga con un 4-2 al Sevilla

Con una asistencia al brasileño Coutinho y un tanto espectacular, el astro argentino resolvió el choque en el primer cuarto de hora, antes de lastimarse…

Pedirá AMLO extradición de César Duarte

En conferencia conjunta con Javier Corral, López Obrador señaló que la solicitud de extradición, que debe hacer la Cancillería, no se ha efectuado.

Denuncia Venezuela atropello de México

Repudia acciones del gobierno de Peña Nieto contra empresas mexicanas por caso alimentos de baja calidad que presuntamente se vendían a sobreprecio y lucraban con venezolanos.

Anuncios portada 2