EL-SUR

Martes 16 de Agosto de 2022

Guerrero, México

Guerrero  

Marchan padres de los 43; las fuerzas armadas están implicadas en la desaparición, insisten

Señalan que desde 2020 no hay avances sustanciales en las investigaciones. No se ha querido indagar sobre la participación del 27 Batallón del Ejército, dice la madre Hilda Legideño. Con la protesta en Chilpancingo, en la que participaron unos 500 manifestantes de organizaciones sociales, comenzó la jornada de lucha para exigir a López Obrador la presentación de los normalistas

Junio 07, 2022

Padres de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala, estudiantes de Ayotzinapa y miembros de organizaciones sociales marchan por la avenida Insurgentes de Chilpancingo Foto: Jesús Eduardo Guerrero

María Avilez Rodríguez

Chilpancingo

Con marcha y una ofrenda floral, padres de los 43 normalistas desaparecidos y miembros de organizaciones sociales iniciaron su jornada de lucha para exigir al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, la presentación con vida de sus hijos.
Unos 500 manifestantes salieron en marcha de la estatua de Nicolás Bravo al norte de la capital hasta el monumento a los caídos del 60 en la alameda Granados Maldonado, en la capital, donde colocaron una ofrenda floral.
Durante la marcha los integrantes de la Federación de Estudiantes Campesinos Socialistas de México (FECSM) recriminaron que el gobierno los reprime por el simple hecho de ser normalistas y por exponer sus necesidades. Dijeron que como estudiantes no están a favor de ningún partido político porque todo es lo mismo y que llegan al poder a través de mentiras.
Uno de los alumnos de Ayotzinapa recordó que Andrés Manuel López Obrador en campaña se comprometió a esclarecer el caso de la desaparición de sus compañeros y el asesinato de tres más, “pero no aclara los hechos sólo nos da largas”.
Destacó que los estudiantes y padres de familia están cansados de tantas mentiras porque desde hace más de siete años no localizan a los 43 normalistas, a quienes los están esperando en sus casas.
Asimismo recordaron a los tres normalistas asesinados el 26 y 27 de septiembre en Iguala: Julio César Mondragón Fontes, Daniel Solís Gallardo y Julio César Ramírez Nava.

En el mitin

El contingente arribó al monumento donde realizaron un mitin, ahí el vocero de los padres, Melitón Ortega, dijo que este lunes inicia la jornada de lucha y termina el 16 de junio con actividades que realizarán en Guerrero y la Ciudad de México.
Manifestó que a más de 3 años del gobierno de la Cuarta Transformación que encabeza López Obrador, para los padres y madres no tiene una respuesta favorable para encontrar a los 43.
“Para nosotros es lamentable que este gobierno intenta no profundizar esta investigación. Por eso iniciamos con una primera actividad con una marcha y que llegaron al monumento para recordar a todos los caídos del 60”.
Hilda Legideño, madre de uno de los 43 desaparecidos, Jorge Antonio Tizapa Legideño, leyó un documento en el que dijo que reafirman su compromiso de seguir por la presentación con vida de sus hijos, “nuestro amor por ellos es infinito”, por lo tanto no claudicaremos en su búsqueda”.
Relató que del 2018 al 2020 las investigaciones presentaron avances parciales en la búsqueda e investigaciones, se ejercitaron más de 100 acciones penales y se procesó a más de 10 funcionarios de nivel medio que incurrieron en las investigaciones y algunos otros implicados en la desaparición de los jóvenes.
La madre dijo que de las búsquedas en terreno se localizaron más de 10 mil restos óseos dos de los cuales fueron identificados como pertenecientes a los estudiantes desaparecidos Cristian Alfonso Rodríguez Telumbre y Joshivani Guerrero de la Cruz.
“Después de estos logros las indagatorias no han registrado avances significativos, por el contrario han caído en un estancamiento que impide conocer lo sucedido. Las nuevas indagatorias establecen que las fuerzas armadas están implicadas en distintos niveles en la desaparición de los 43”, manifestó.
Entre las que están implicadas están que realizaron un monitoreo permanente desde la salida de los estudiantes de la normal, su arribo a Iguala, los momentos de la agresión que sufrían los jóvenes y su desaparición.
También que patrullaron y presenciaron la agresión que sufrían los jóvenes, hicieron contactos con algunos de ellos e inspeccionaron lugares como los separos de la policía municipal de Iguala donde probablemente se encontraba detenido un grupo de estudiantes.
Asimismo, mantenían vínculos orgánicos con Guerreros Unidos ya que algunos mandos del 27 Batallón estaban en la nómina del referido grupo delictivo.
“Un testigo afirma que 25 estudiantes fueron ingresados al 27 Batallón de Infantería de lguala la noche del 26 de septiembre, interrogados, algunos asesinados y posteriormente entregados a un grupo delictivo que privó de la vida a todos los estudiantes en cautiverio”, indicó Hilda Legideño.
Sostuvo que las fuerzas armadas poseen información relevante de lo que ocurrió a los estudiantes desaparecidos, por lo anterior, dijo que concluyen que el Ejército tiene toda la información y datos que permitirán esclarecer los hechos, pero que la administración se niega a proporcionar a las autoridades que investigan el caso pese a que ha sido requerido su negativa ha sido tajante sin que existan consecuencias por sus irregularidades y omisiones.
La madre señaló que las autoridades no han investigado ni corroborado la responsabilidad del Ejército del 27 Batallón de infantería de Iguala pese al señalamiento directo del testigo.
“A pesar de nuestra solicitud expresada al presidente de la República para que el Ejército entregue la información necesaria y se abran todos los archivos esto no ha sido posible”.
En nombre de los padres, externó que no quitarán el dedo del renglón y exigirán que la institución armada sea investigada de manera exhaustiva y se deslinden las responsabilidades de agentes del 27 Batallón de Infantería.
Pidió: “entreguen toda la información y acerbo probatorio con que cuentan y que abran los archivos militares en Guerrero para que expertos internacionales y la Comisión para la Verdad y el Acceso a la Justicia que coadyuva en la indagatoria puedan revisar lo conducente y de encontrar información relevante los militares sean citados ante las autoridades investigadoras para que corroboren los hallazgos documentales”.
Hilda Legideño destacó: “nos asiste la razón y tenemos el derecho absoluto de saber qué pasó con nuestros hijos, porqué razones fueron desaparecidos, quiénes y porque procedieron de la forma más ruin y cobarde”.
Las organizaciones que acudieron son la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG), el Colectivo de Desaparecidos Lupita Rodríguez Narciso, el Consejo de Ejidos y Comunidades Opositores a la Presa La Parota (Cecop), estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa entre otros.
En su participación el vocero del Cecop, Marco Antonio Suástegui Muñoz, dijo que el domingo se cumplieron 300 días de la desaparición de su hermano Vicente Iván, “un defensor de la tierra, de la vida y de los derechos humanos en la zona rural de Acapulco”.
Recordó que hace dos décadas el gobierno llegó con el proyecto de la presa La Parota para despojarlos de sus tierras, aguas y riquezas naturales, pero “principalmente quería quitarnos nuestra identidad como campesinos y ahí salió mi hermano Vicente a mi lado, junto con el machete para defender lo que nos heredaron nuestros antepasados”.
Suástegui Muñoz enfatizó que está viviendo en carne propia lo que están pasando las madres, padres y alumnos con la desaparición de los 43, “las aulas de la Normal todavía esperan con un ansia eterna como la que llevo yo en el corazón esperando a mi hermano Vicente”.
Manifestó que el Cecop no va a permitir que sigan despareciendo a estudiantes, campesinos a maestros y amas de casa, porque van más de cien mil desaparecidos en el país y más de 5 mil en el estado de Guerrero.
Destacó que apoyarán el movimiento del caso Ayotzinapa, que no bajarán la guardia “ni los machetes para defender la educación pública, laica y gratuita estas normales fueron creadas para los hijos de los campesinos”.
Los integrantes de las organizaciones entonaron el himno Venceremos, corearon, “porque vivos se los llevaron vivos los queremos”.