EL-SUR

Sábado 27 de Noviembre de 2021

Guerrero, México

Acapulco  

La situación en CAPAMA es “delicada y crítica”, informa el encargado de despacho

Tiene el organismo deudas por mil 400 millones de pesos, el 60 por ciento de los usuarios están en cartera vencida, paga una nómina abultada de mil 700 trabajadores y se suministra menos agua de la que se requiere, porque las bombas de los pozos de captación están dañadas, dice Arturo Latabán

Daniel Velázquez

Octubre 12, 2021

El encargado de despacho de la CAPAMA, Arturo Latabán López, durante la entrevista Foto: El Sur

El encargado de despacho de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (CAPAMA), Arturo Latabán López, indicó que el organismo está en una situación “delicada y crítica”, informó que tiene deudas por mil 400 millones de pesos, el 60 por ciento de los usuarios no van al corriente en sus pagos, una nómina abultada de mil 700 trabajadores y hasta hace ocho días se suministraba menos agua de la que requiere el municipio, porque las bombas de los pozos de captación están dañadas.
En entrevista con El Sur en las oficinas de la paramunicipal, sostuvo que la instrucción de la presidenta, Abelina López Rodríguez, es “sanear administrativa y financieramente” al organismo y para lograrlo dijo que enfocará su trabajo en tres estrategias: la primera, un plan de austeridad; la segunda transparencia, combate a la corrupción, rendición de cuentas y control interno y la tercera capacitación, actualización y sensibilización.
Otra indicación que le dio la alcaldesa fue “blindar” la Dirección Comercial de la CAPAMA “para que no haya compromisos y las acciones que se determinen sean efectivas para que se tenga una recuperación de cartera mucho más certera y tener mejores ingresos”.
Estimó que será a mediados de noviembre cuando se normalice el servicio de agua potable en el municipio debido a que hay equipos dañados en las plantas de captación Papagayo I y II, que necesitan ser reparados.
Indicó que la capacidad de la CAPAMA es dotar de 4 mil 200 litros por segundo de agua al municipio, pero en la revisión que se hizo el 1 de octubre encontraron equipos dañados, pues en Papagayo I funcionaban tres de ocho bombas y en Papagayo II sólo funciona una bomba de 11 que deberían estar en servicio.

Las deudas y los deudores

Los estados financieros del organismo se darán a conocer cuando se convoque al Consejo de Administración de la paramunicipal, dijo Latabán López, pero indicó que se adeudan más de mil 400 millones de pesos, de los cuales 730 millones de pesos se le deben a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), 500 millones de pesos a proveedores y saldos de 200 millones de pesos al gobierno del estado.
Latabán López precisó que la CAPAMA tiene un padrón de 205 mil 125 usuarios de quienes sólo están al corriente en sus pagos 78 mil 787 usuarios, que representan el 38.40 por ciento, mientras que 126 mil 338 usuarios están en cartera vencida porque adeudan tres o más meses del servicio de agua.
El detalle de las cifras de quienes son los usuarios que adeudan a la paramunicipal, insistió se presentará al Consejo de Administración, sólo dijo que entre los deudores del organismo hay usuarios del servicio doméstico y comercial.
Admitió que el hecho de que más del 60 por ciento de los usuarios registrados en la CAPAMA no paguen el servicio representa que la paramunicipal ha dejado de ingresar recursos importantes para darle viabilidad al organismo, pero no precisó a cuánto asciende la pérdida.
Para recuperar la cartera vencida, dijo Latabán López, se darán facilidades a los usuarios para que se pongan al corriente en sus pagos con la condonación de recargos, multas y los años que por ley han prescrito para que los ciudadanos, comerciantes, industriales, constructores, “se pongan al corriente”.
Informó que hay un estudio que indica que en el bulevar de Las Naciones el 60 por ciento de los predios que están en esa zona han cambiado a giro comercial, pero siguen pagando cuotas de uso doméstico, lo que es una irregularidad por lo que se prevé hacer brigadas en zonas específicas del municipio para verificar el padrón de usuarios, por lo que llamó a los ciudadanos a que rectifiquen el uso del servicio de agua que reciben para que paguen la tarifa que corresponde según el tipo de giro con el que operan.
Llamó a todos los acapulqueños a sumarse por el rescate de la CAPAMA, pues no es trabajo de una sola persona y dijo que está abierto a escuchar propuestas técnicas, administrativas y financieras.

La nómina

Informó que el organismo tiene “una nómina bastante abultada” de mil 700 trabajadores, principalmente en áreas administrativas, de los cuales 970 son empleados con plaza de base y el resto son personal de confianza, supernumerarios, de lista de raya y la primera instrucción que dio es que se eliminan los listados de raya para aminorar la carga económica que representa el pago de la nómina.
Agregó que también se va a revisar que no haya duplicidad en las funciones de los trabajadores del organismo y que cumplan con las que tienen encomendadas.
Agregó que también se propone mejorar las condiciones laborales y salariales de los trabajadores del organismo, y aprovechar la experiencia de los empleados de mayor antigüedad para que compartan sus conocimientos con los empleados más jóvenes.
A la pregunta sobre si bajo su dirección también se darán bonos a los funcionarios de primer nivel aunque el organismo arrastre deudas y no pueda pagar la nómina como ocurrió en el gobierno de Adela Román Ocampo, el encargado de despacho sostuvo que habrá un tabulador sobre los salarios y un plan de austeridad que limitará esas prácticas.

El agua que no llega

De acuerdo con Latabán López, al 1 de octubre, cuando entró en funciones la nueva administración, en la planta de captación Papagayo II sólo una bomba estaba en servicio de 11 que deberían de funcionar, la cual enviaba a la ciudad 470 litros por segundo, lo que representaba el 10 por ciento de la capacidad que tiene la CAPAMA, hasta ayer ya están en funcionamiento cinco bombas faltan por reparar seis.
En la planta de captación Papagayo I funcionaban tres de ocho bombas con la misma capacidad de extraer 470 litros por segundo.
Con la reparación de las bombas se podrá estabilizar el servicio de agua potable en diferentes zonas del municipio. Para reparar las bombas ya se acordó con la Comisión Nacional del Agua (Conagua) una inversión específica de 8 millones de pesos para la reparación de las bombas y suministro de piezas
Explicó que la reparación será un poco larga porque algunos proveedores estiman entregar en dos o tres semanas los materiales, a lo que se suma el trabajo de reparación que puede ser de una a dos semanas por lo que la estimación es que será a mediados de noviembre cuando se regularizará el servicio.
Informó que este sábado y domingo se envió agua a la zona poniente del municipio, a la parte baja, media y alta que tenían más de seis meses sin el servicio y se hizo el acuerdo que cada 15 días se les enviará agua y en la semana intermedia se les suministrará con pipas.

La Dirección Comercial

La Dirección Comercial de la CAPAMA estará a cargo de una funcionaria recomendada por la Conagua, Patricia Ozaya, la intención, dijo el encargado de despacho, es para blindar esa área porque “representa el área de mayor relevancia para este organismo”.
“Lo que se busca es que la Dirección Comercial esté blindada de las tentaciones, acuerdos políticos, amigos, compadres, de no me cortes, no me busques, la idea es profesionalizar, sistematizar, implementar controles y mucha transparencia”.
A la pregunta de cómo se van a cuidar las cajas recaudadoras de la paramunicipal para que no ocurra lo que sucedía en la administración del perredista Evodio Velázquez Aguirre donde, de acuerdo con los informes de la Contraloría municipal, los funcionarios del organismo toman el dinero recaudado y no lo entregaban a las cuentas del organismo, Arturo Latabán dijo que por eso la presidenta buscó a una persona recomendada de la Conagua para evitar esos problemas, para “manejar con mucha transparencia los recursos de la paramunicipal”.
Indicó que la CAPAMA trabajará de manera coordinada con el estado y la federación, “no vamos a trabajar aisladamente, todos los proyectos serán consensados con el estado y con la federación para que vayamos en un plan rector como lo ha manifestado el propio presidente, Andrés Manuel López Obrador”.
Sobre la crítica que hizo el Colegio de Ingenieros Civiles del Estado de Guerrero por su nombramiento al frente de la CAPAMA, Latabán López evadió el tema, alegó que ese nombramiento se lo dará el Consejo de Administración del organismo y que hasta ayer su función es sólo como encargado de despacho de la dirección general.

El cambio

El 23 de octubre de 2018, el entonces recién nombrado director de la CAPAMA por la alcaldesa Adela Román Ocampo, Mario Pintos Soberanis, declaró que el organismo estaba en quiebra técnica, financiera y moral, tres años después, al preguntarle al nuevo director del organismo sobre si hubo un avance en la paramunicipal que la aleje de ese diagnóstico, respondió: “lo único que le puedo decir es que lo daremos a conocer ya con mucha precisión en el primer Consejo Directivo que se convoque para efectos de precisar si está o no está en esas condiciones, sería muy aventurado de mi parte aventurarme a algo que todavía me hace falta tener todos los elementos y una vez que se concrete la entrega-recepción y que se halla hecho el estudio minucioso de las finanzas, de lo administrativo, operativo y técnico podamos dar cuenta al consejo directivo y a la ciudadanía de cómo está el organismo, cómo lo recibimos y cómo pretendemos darle viabilidad”.