EL-SUR

Viernes 21 de Enero de 2022

Guerrero, México

Opinión

Chilpancingo inseguro

Jorge Camacho Peñaloza

Abril 21, 2017

De eso se trata, de coincidir con gente que te haga ver cosas que tú no ves. Que te enseñen a mirar con otros ojos. Mario Benedetti.

He escrito en varias ocasiones acerca de Chilpancingo, por los problemas que padece como la basura, la inseguridad y los niveles de violencia; como una de las ciudades consideradas con menor bienestar, así también por su importancia histórica al albergar la primera reunión parlamentaria de la historia de nuestra nación dirigida por José María Morelos y Pavón, es decir, el Primer Congreso de Anáhuac.
En Chilpancingo viví cuando tuve el privilegio de ser delegado de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, así como diputado local en la 60 legislatura, en dónde me desempeñé con pasión por nuestro estado aportando mi grano de arena a la atención y solución de sus problemas, ahí hice amistades invaluables que llevo en mis afectos, sin embargo, saber lo que acontece en la capital del estado me puede, como se dice coloquialmente.
Hoy nuevamente es noticia de primer plano al conocerse que es la tercera ciudad con niveles más altos de percepción de inseguridad por parte de sus habitantes de acuerdo con la Encuesta Nacional de Seguridad Pública (ENSU) del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) con un 93.3 por ciento, por abajo sólo de Villahermosa, Tabasco, con el 93.6 por ciento y Ecatepec, Estado de México, con el 93.4 por ciento. Acapulco, no muy lejos ocupa el lugar 12 con el 85.8 por ciento, cifra que el pasado miércoles se constató en los hechos con el lamentable asesinato del secretario general del PRD en el estado Demetrio Saldívar Gómez.
La violencia de la delincuencia organizada y la inseguridad no es excepcional de Guerrero, es un problema nacional, tampoco es nuevo, ha venido creciendo en las últimas dos décadas, sin embargo, en las últimas semanas se ha agudizado en nuestra entidad con los casos de los homicidios del periodista Cecilio Pineda, del ex diputado del PRD y ex alcalde de Canuto A. Neri, Roger Arellano Sotelo, del suplente del diputado Saúl Beltrán Orozco, Modesto Carranza; el secuestro del ex alcalde de Zirándaro y ex diputado local y federal por el PRD, Catalino Duarte Ortuño, sin pasar por alto los violentos hechos registrados en Ixtapa y Acapulco, en tanto que en Chilpancingo en lo que va del año ha sido tiradero de cuerpos, particularmente en las cercanías de las oficinas de la Fiscalía General de Estado.
Comparto la percepción del 93.3 por ciento de los chilpancingueños, pero más allá de esto, percibo que de un par de meses a la fecha, los niveles de violencia se han incrementado en la capital del estado debido a que ha habido un mayor interés por atender el problema en Acapulco para garantizar la realización de la pasada Convención Nacional Bancaria, el Tianguis Turístico y las vacaciones de Semana Santa. Es hora de que los tres niveles de gobierno volteen a Chilpancingo para dar seguridad a sus habitantes y cambiarles sus percepciones que no son otra cosa que el miedo en el que viven.
Chilpancingo merece otra circunstancia, es la capital del estado, cuna del Primer Congreso de la soberanía nacional, del Acta de Independencia de México, sede de los tres poderes del estado, de las principales delegaciones del gobierno federal, de la 35 Zona Militar, de la principal casa de estudios del estado la Universidad Autónoma de Guerrero, y por si fuera poco, también es sede de los partidos políticos, por lo que no es posible que parezca abandonado a su suerte.
Vuela vuela palomita y ve y dile: A todas las militancias del PRD, que van mis condolencias, aunque tengamos diferencias, en las buenas y las malas, son importantes las coincidencias.