EL-SUR

Jueves 22 de Abril de 2021

Guerrero, México

Cultura  

Gana la escritora chilena Diamela Eltit el premio literario internacional Carlos Fuentes

La autora feminista es reconocida como una de las principales voces artísticas de resistencia frente al poder durante la dictadura de Augusto Pinochet

Abril 08, 2021

Diamela Eltit vivió en México entre 1990 y 1994, y colaboró en el consejo de redacción de la revista Debate Feminista Foto: Agencia Reforma

Erika P. Bucio / Agencia Reforma

Ciudad de México

La escritora chilena Diamela Eltit (Santiago, 1949) ganó el Premio Internacional Carlos Fuentes a la Creación Literaria 2020, uno de los más importantes en Iberoamérica.
Es reconocida como una de las principales voces de resistencia frente al poder durante los años de la dictadura de Augusto Pinochet y en cuya obra ha reflexionado sobre la sociedad chilena y su identidad cultural.
El fallo del premio 2020, dotado con 125 mil dólares y una escultura del recientemente fallecido Vicente Rojo, se vio pospuesto debido a la pandemia.
El galardón es otorgado por la Secretaría de Cultura y la UNAM. Lo han obtenido Mario Vargas Llosa (2012), Sergio Ramírez (2014), Eduardo Lizalde (2016), Luis Goytisolo (2018) y Luisa Valenzuela (2019).
Junto con el poeta Raúl Zurita y la artista visual Lotty Rosenfeld, Eltit cofundó el Colectivo Acciones de Arte (Cada, 1977), uno de los grupos artísticos más radicales en el espectro latinoamericano.
Eltit incursionó en la literatura desde los años 70 a través del ensayo y luego, con sus primeras novelas, Lumpérica (1983) y Por la patria (1986), donde “trabajó desde lo marginal, construyendo un espacio de resistencia y crítica a los distintos poderes que regían la oficialidad”, y en su tercera novela, El cuarto mundo (1988), abordó “la reflexión sobre la identidad latinoamericana” de acuerdo con el sitio Memoria Chilena, de la Biblioteca Nacional de Chile.
Ha obtenido numerosos premios y reconocimientos como el Premio Iberoamericano de Letras José Donoso 2010, el Premio Altazor 2014 y el Premio Nacional de Literatura 2018, máximo galardón de las letras en Chile.

“El libro es un goce,
no una empresa”

En la obra literaria de Diamela Eltit no entran cálculos de mercado ni preocupaciones sobre cómo serán recibidos sus libros. Su única misión es escribir. Y escribir conforme a sus deseos, sorteando esa zona posible de naufragio que, a su juicio, entraña toda escritura.
La suya es una obra que ha permanecido en los márgenes, una voz de resistencia frente a la dictadura pinochetista, y que en tiempos de democracia se ha alzado contra la “terrorífica” desigualdad social impulsada por el neoliberalismo.
Una feminista que en sus ensayos ha denunciado las “trampas y máscaras” de los sistemas para continuar con la discriminación hacia las mujeres. Exige mirar, por ejemplo, hacia la concentración de la riqueza y cuestionar por qué aún las mujeres ganan menos que los hombres por un mismo trabajo, lo que significa que, para los sistemas, una mujer vale menos.
Mientras vivió en México, entre 1990 y 1994, colaboró en el consejo de redacción de la revista Debate Feminista, fundada por Marta Lamas.
Sus lazos con el país, ahora refrendados al ser anunciada como ganadora del Premio Internacional Carlos Fuentes a la Creación Literaria en Idioma Español 2020, se remontan a esos años en que fungió como agregada cultural de la embajada chilena. Fue su primer viaje fuera de su patria, al final de la dictadura militar; una estancia que le representó una bocanada de aire fresco.
En su casa, en Santiago, recibió ayer la llamada con la noticia del galardón mexicano, que, en su sexta edición, se posiciona ya como una de las distinciones literarias más importantes de Iberoamérica.
El fallo, que corresponde al año pasado, tras ser pospuesto por la pandemia, destaca que la obra de Eltit “rompe las fronteras de género, tiempo y espacio, manteniendo una constante y vital vigencia”. Lo anterior según un jurado integrado por Cristina Rivera Garza, Mario Bellatín, Angelina Muñiz-Huberman, Adolfo Castañón y Luisa Valenzuela, ganadora en 2019.
Para Eltit, la distinción posee un “carácter poderoso”, pues evoca sus años en el país con los consecuentes lazos afectivos y culturales.
Por otra parte, conoce bien la obra de Fuentes; participó en el homenaje por sus 80 años en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara.
“Es algo inesperado, porque no se concursa este premio, y me llamaron ahora diciendo que lo había ganado. Fue una sorpresa y fue emotivo por las memorias que tengo de México”, responde la escritora en entrevista telefónica.
La entrega física del galardón estará sujeta a las condiciones sanitarias, informó la Secretaría de Cultura.