EL-SUR

Miércoles 19 de Enero de 2022

Guerrero, México

Deportes  

Niega juzgado federal amparo a Billy Álvarez y a su hijo Robin

El ex director de la Cooperativa La Cruz Azul tiene una orden de aprehensión por una presunta administración fraudulenta de dos mil 257 millones 411 mil pesos, que fue denunciada el 2 de junio de 2019 por un grupo de cooperativistas contrarios al también ex presidente del equipo cementero

Noviembre 10, 2021

El Juzgado Décimo de Distrito en Amparo de la Ciudad de México rechazó el amparo a Guillermo Billy Álvarez Cuevas, porque considera que su orden de aprehensión no es violatoria de sus garantías constitucionales y cumple con los requisitos de legalidad Foto: Agencia Reforma

Abel Barajas / Agencia Reforma

Ciudad de México

Un juzgado federal negó el amparo a Guillermo Álvarez Cuevas, ex presidente del equipo Cruz Azul y ex director de la Cooperativa La Cruz Azul, y a su hijo Guillermo Robin Álvarez Álvarez, contra la orden de aprehensión por una presunta administración fraudulenta de 2 mil 257 millones 411 mil pesos.
El Juzgado Décimo de Distrito en Amparo de la Ciudad de México, que por el momento está a cargo de un secretario de acuerdos en funciones de juez, rechazó conceder la protección de la justicia, al estimar que no son violatorios de garantías constitucionales y cumplen con los requisitos de legalidad.
“La Justicia de la Unión no ampara ni protege a Guillermo Héctor Álvarez Cuevas, contra la orden de aprehensión del 24 de agosto de 2020 (girada) por el Juez de Control del Sistema Procesal Penal Acusatorio de la Ciudad de México, adscrito a la Unidad de Gestión Judicial Doce”, dice el fallo.
Los evadidos de la justicia tienen la posibilidad de presentar un recurso de revisión contra las negativas de los amparos, misma que eventualmente será resuelta por un tribunal colegiado penal de esta capital.
La imputación de administración fraudulenta inició con una denuncia presentada el 2 de junio de 2019 por un grupo de cooperativistas contrarios a la directiva que encabezaba Álvarez Cuevas.
Los querellantes sostenían que los directivos firmaron un contrato de fideicomiso para arrendarle a Afianzadora CBL Fiducia los bienes, la maquinaria y el equipo de la cementera, que en su conjunto tendrían un valor de más de dos mil 257 millones de pesos.
Este arrendamiento tendría una vigencia de cinco años a partir de 2017, con una renta mensual de 667 mil 714 pesos.
Por este asunto, también se ordenó la aprehensión de Ángel Martín Junquéra Sepúlveda, abogado externo de la cooperativa, y Mario Sánchez Álvarez, sobrino de Álvarez Cuevas y ex coordinador financiero de la cementera, quienes ya eran prófugos de la justicia federal.
También se instruyeron las aprehensiones de Raúl Antonio Enríquez López; Jorge Fernández Rodríguez; Ángel Jiménez García; Armando García Lugo; Noé Calvo Morales y Apolinar Ortiz Hernández, a quienes identifican como colaboradores de Álvarez Cuevas y el ex director jurídico Víctor Manuel Garcés Rojo.
Recientemente, el juez de control, por solicitud de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, canceló esta orden de aprehensión contra Junquera, al haber llegado a un acuerdo reparatorio mediante el que el abogado pagó entre 600 y 800 millones de pesos.
Guillermo Álvarez Cuevas y Junquera tienen otra orden de aprehensión de jurisdicción federal, por los delitos de delincuencia organizada y lavado de más de 114 millones de pesos en “factureras”, mandamiento judicial que les busca ejecutar la Fiscalía General de la República.