EL-SUR

Miércoles 10 de Agosto de 2022

Guerrero, México

Guerrero  

Vivimos un caos e inseguridad sin precedente, peor que en la guerra sucia, dice ex comisionado

En los años 70 se vivió la represión del Estado contra los dirigentes de las organizaciones sociales y de izquierda, “pero hoy es una situación generalizada. Nadie está seguro”, explicó Nicomedes Fuentes. El informe final de la Comverdad fue publicado por Artículo 19 y será distribuido en las escuelas

Junio 01, 2022

La representante de Artículo 19 Cinthya Alvarado Rivera con los integrantes de la Comisión de la Verdad y encargados de investigar las desapariciones forzadas de la guerra sucia, Hilda Navarrete Gorjón, Pilar Noriega García y Nicomedes Fuentes García, ayer en la conferencia en Acapulco Foto: Carlos Alberto Carbajal

Jacob Morales Antonio

Sería ideal vivir en un estado “santuario de derechos humanos”, pero “vivimos un caos y una inseguridad sin precedentes”, afirmó el sobreviviente de la guerra sucia y ex comisionado de la Comisión de la Verdad (Comverdad) Nicomedes Fuentes García.
Este martes en conferencia de prensa, los integrantes de la Comisión de la Verdad que investigó las desapariciones de la guerra sucia presentaron en físico el informe que realizaron y terminaron en 2014, y que ahora se imprimió la organización Artículo 19.
En la ronda de preguntas el también integrante de la Converdad, respondió a la afirmación de la gobernadora Evelyn Salgado Pineda de que Guerrero será un estado de derechos y libertades y “un santuario de los derechos humanos”.
“Sería ideal, ¿por qué? porque todos aspiramos a vivir en paz, y vivir en una sociedad de derechos con la plena seguridad de todo lo que el ser humano tiene, pero el escenario que vivimos, un caos, una inseguridad sin precedentes”.
Recordó que incluso en la época de 1970 durante la llamada guerra sucia y a pesar de la militarización uno podría transitar por las carreteras pero ahora las cosas se complicaron.
“Pero hoy es una situación generalizada. Nadie está seguro” y recordó que lo que se vivió en la época de 1970 fue una perfecta represión del Estado contra los dirigentes de las organizaciones sociales y los izquierdistas pero ahora  “todo mundo está en gran riesgo”.
Dijo que pensado de manera propositiva la propuesta de la gobernadora debe de estar acompañada de acciones prácticas y reales para llegar a un estado “santuario de derechos humanos” y si hubiese uno plan a desarrollar y se propusiera a la sociedad “estaríamos dispuestos a participar con un proyecto para llegar a una sociedad de respeto y seguridad”.
En su intervención Hilda Navarrete Gorjón fundadora de la organización La Voz de los Sin Voz, comisionada de la verdad 2012-2014, recordó que la particularidad de las desapariciones de 1970 en Guerrero tiene que ver con el Estado, y esa es la diferencia de las desapariciones que se dan en la actualidad que es en otro contexto.
Indicó que hay documentos en el Archivo General de la Nación donde se da la orden para aniquilar a las personas opositoras al gobierno en esos años. La defensora de los derechos humanos pidió que se haga justicia y la no repetición de los hechos porque es el pendiente del Estado mexicano, en dar justicia a las víctimas y restaurar el tejido social.
“Esa es la urgencia de sanear las heridas de los años 70”, y recordó que el informe final de la Comverdad fue creado como un texto para las escuelas y que se le diera la difusión para que estos hechos no se repitan.
Navarrete Gorjón dijo que hay la confianza de que con este nuevo gobierno federal “vamos a lograr una reparación del daño para los familiares”, pero sobre todo la recuperación del tejido social, “que nos está llevando a este tipo de descomposición social, de desapariciones de los jóvenes”.
La representante de Artículo 19, Cynthia Alvarado informó que la organización logró imprimir 500 ejemplares que serán distribuidos en bibliotecas, las Universidades del estado, y otros espacios, pero que también estará disponible en la plataforma digital www.archivosdelarepreseción.org
Opinó que en este cambio de gobierno que hubo a nivel federal, pero también en Guerrero y el municipio de Acapulco, hay una oportunidad histórica con las familias de las víctimas de acceder a la justicia sobre todo por el poder que se ha dado al Ejército en este gobierno, “pero qué puede pasar ante esta aparente contradicción y atribuciones a las fuerzas armadas, ¿En realidad vamos a tener acceso a estos archivos?”.
Y recriminó que a pesar de que se han hecho muchas solicitudes al gobierno federal sobre hechos donde el Ejército intervino y sobre el caso de la llamada guerra sucia, se han contestado y tenido acceso a poca información.
La también ex comisionada María del Pilar Noriega García, recordó que según la ley 932 que se publicó en marzo de 2012 el informe debió de ser impreso por el gobierno del estado y distribuido en las escuelas pero no fue así. Indicó que este informe se presentó ante las autoridades el 15 de octubre de 2014 dos días antes de la extinción de la comisión. La abogada dijo que otro de los pendientes es la creación de un programa integral para atender a todas las víctimas.
Fuentes García recordó que desde el 2014 no se le dio mucha difusión al informe por el gobierno del defenestrado gobernador del PRD, Angel Aguirre Rivero, el interino de Rogelio Ortega y el gobernador Héctor Astudillo del PRI sólo lo publicó en el periódico oficial del estado.
“Sentimos que fue poco, porque no sólo hubiéramos querido presentar un informe, sino más a fondo, la medida de no repetición, rescate de la memoria histórica, encontrar a los desaparecidos. Para que viviéramos en paz. Ha sido una lucha constante”, afirmó.