EL-SUR

Sábado 08 de Mayo de 2021

Guerrero, México

Economía  

Lucen llenas las playas Caleta y Caletilla; los turistas no respetan la sana distancia

Trabajadores del Ayuntamiento hacen recorridos para explicar a prestadores de servicios que el uso de cubrebocas es obligatorio y les regalaban unos hechos de tricapa

Karina Contreras

Abril 03, 2021

Turistas disfrutan de las aguas de la popular playa Caletilla Foto: Carlos Alberto Carbajal

Karina Contreras

Este Viernes Santo, las tradicionales playas de Caleta y Caletilla lucieron llenas y las familias no respetaron la sana distancia, para evitar contagios, mientras disfrutaban del sol y el mar; algunos prestadores de servicios turísticos andaban sin cubrebocas, por lo que trabajadores del Ayuntamiento les indicaron que era obligatorio y les regalaban unos hechos de tricapa.
Las playas fueron recorridas por el secretario de Turismo municipal, José Luis Basilio Talavera, para dar la bienvenida a los turistas en estas vacaciones de Semana Santa y hacerles las recomendaciones de salud, de usar el cubrebocas cuando se suban a los camiones y lleguen a sus hoteles; así como el uso del gel antibacterial y aplicar la sana distancia.
La mayoría de los turistas que estaban en la playa no tenían el cubrebocas, rápidamente se lo pusieron cuando vieron a los trabajadores del Ayuntamiento, aunque el secretario Basilio Talavera les dijo que ahí podían estar sin él, porque estaban comiendo y bebiendo.
Cuando se le preguntó si no era contraproducente esa recomendación, el funcionario dijo que no, porque estaban en una zona al aire libre y sería incomodo para los turistas estar poniéndose y quitándose el cubrebocas. Indicó que por eso también se hacían los recorridos, para concientizar a los turistas de acatar las medidas sanitarias.
En la playa Caletilla se vio más personas aglomeradas que en Caleta, donde las sobrillas estaban más separadas. La gente disfrutaba del sol, mientras los vendedores ambulantes iban y venían ofrecían sus servicios o productos.
Algunos visitantes se hacían las tradicionales trenzas, mientras otros recibían masajes. Los niños jugaban con las olas o se enterraban en la arena, otros disfrutaban de la banana.
Para algunos vendedores, la temporada turística va mejorando con el paso de los días, como comentó Rubén Guevara, quien vende ostiones, de 100 pesos la docena. Recordó que el año pasado fue difícil, por el cierre de las playas debido a la pandemia, que apenas y sobrevivieron vendiendo sus productos en el mercado, pero sin las ganancias que generalmente tienen cuando venden al turismo.
Dijo que en estos primeros días se ha visto más turismo y ha vendido un poco más, que para todos fue un año difícil por la pandemia, sobre todo para ellos que son buzos y que venden mariscos. Señaló que el mar les da los productos, pero si no hay quien compre, pues no se ve nada de ganancias y que ahora sí esperan mayor ingreso, para recuperarse un poco de las pérdidas que ha dejado el coronavirus.
En la zona se vio más presencia de elementos de la Marina, luego de que el jueves se difundió el video de una trifulca entre prestadores de servicios turísticos y turistas de Tepito, quienes no quisieron pagar su consumo.
Una familia del Estado de México dijo que se sienten seguros en Acapulco, porque han visto las medidas sanitarias para evitar contagios.
La señora Viridiana Ávila agregó que su familia el año pasado también estuvo en Acapulco, pese al cierre de playas, y que ahora decidieron volver para disfrutar del mar. Indicó que vienen con todos los cuidados, porque a un año de la pandemia nadie de su familia se ha enfermado del virus y así quieren seguir.
Al bajar de los autobuses, los turistas lo hacen sin cubrebocas y así ingresan a la zona de playas. A los visitantes se les dijo que las playas se cierran a las 6 de la tarde y que se deben respetar las reglas sanitarias, como el uso obligatorio de cubrebocas. Además, están prohibidas las fiestas, para evitar aglomeraciones.