EL-SUR

Jueves 26 de Noviembre de 2020

Guerrero, México

México  

Madres de víctimas de violación inician una huelga de hambre en la sede de la CNDH

Staff /?Agencia Reforma Ciudad de México La potosina Silvia Castillo, que mantiene tomadas las oficinas de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) desde el miércoles, anunció ayer que se pone en huelga de hambre. A las 17:30 horas de este jueves, la mujer se asomó por el balcón del inmueble ubicado en el … Continúa leyendo Madres de víctimas de violación inician una huelga de hambre en la sede de la CNDH

Septiembre 04, 2020

Staff /?Agencia Reforma

Ciudad de México

La potosina Silvia Castillo, que mantiene tomadas las oficinas de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) desde el miércoles, anunció ayer que se pone en huelga de hambre.
A las 17:30 horas de este jueves, la mujer se asomó por el balcón del inmueble ubicado en el Centro Histórico para compartir su decisión ante la falta de justicia por el homicidio de su hijo en San Luis Potosí.
“Es mucha mi lucha y no siento apoyo de la CNDH hacia el asesinato de mi hijo, desde que mataron a mi hijo yo no he tenido paz”, comentó en entrevista con Reforma.
“Aquí me quedo en huelga de hambre hasta que San Luis Potosí voltee los ojos para donde estoy y se le haga justicia a mi hijo, que los asesinos que andaban con mi niño sean vinculados a un debido proceso, que el asesinato de mi hijo no quede impune, por él estoy aquí y por él aquí seguiré, el último aliento de mi vida va a ser para que se le haga justicia a Alan”.
A más de 24 horas de haber ingresado al inmueble sin obtener respuesta, Castillo dijo no estar en las mejores condiciones de salud.
“Me siento enferma, se me bajó la presión, se me subió la presión, traigo el azúcar alto, me duele el pecho, me siento mal, pero yo siento que es el último estirón para que se le haga justicia a mi hijo”, indicó.
“Yo ya estoy muerta en vida, ya es un año y cinco meses de impunidad, tráfico de influencias y corrupción, así es de que yo ya estoy muerta en vida, aquí me quedo”.
De igual manera, la mujer exigió que el presidente Andrés Manuel Lopez Obrador intervenga en este caso, tal como se lo solicitó en un escrito entregado en Palacio Nacional hace casi un año.

Feministas apoyanla protesta

A través una cuerda y una cubeta que baja desde el balcón, un grupo de feministas suministra agua y alimentos a las dos mujeres que mantienen tomadas desde ayer las oficinas de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos en el Centro Histórico.
“Agarramos una cubeta y nos la bajan por un lazo, y la vuelven a subir con agua, comida, lo que necesiten porque ahí adentro ni siquiera han tenido la decencia de darles agua, comida, o absolutamente nada”, comentó una de las activistas.
“Entre todas acuerpamos y nosotras ponemos de nuestra bolsa para darles lo que necesiten, y nos cooperamos, a ellas les hicimos un pedido por compañeras que donaron, todo está saliendo de nuestra bolsa y de la bolsa de ellas también”.
El inmueble ubicado en República de Cuba se encuentra tomado por siete personas, entre ellas las potosinas Silvia Castillo y Marcela Alemán, quienes exigen justicia por la muerte de su hijo y la violación de su hija, respectivamente.
Al exterior se encontraban alrededor de una decena de mujeres del Frente Colectivo Ni Una Menos México para respaldarlas.
“Venimos a hacer presencia y hacer presión porque es la única manera en la que nos voltean a ver y en la que nos dan respuestas”, indicó la activista.
La feminista adelantó que de continuar la negativa de las autoridades a brindarles atención, tomarán medidas más extremas.
“Hemos estado en comunicación para saber cuál es la situación actual de los acuerdos y nada positivos aún, aún no nos dan una respuesta que sea satisfactoria o que nos deje tranquilas”, agregó.
“Si sigue sin haber respuestas, se van a tomar medidas más extremas, vamos a tener que acampar afuera y seguir haciendo lo que sabemos hacer hasta que nos hagan caso”.

La CNDH pide a autoridades atender a las víctimas

A más de 24 horas de que víctimas se atrincheraron en sus instalaciones, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) pidió a autoridades federales y de San Luis Potosí atender sus casos.
Desde ayer a las 13:00 horas, después de reunirse con la ombudsperson Rosario Piedra, familiares de tres víctimas se amarraron Y no han salido de la sala de juntas de la sede del organismo en el Centro Histórico.