EL-SUR

Sábado 03 de Diciembre de 2022

Guerrero, México

Grafico  

Recuerdan egresados de Ayotzinapa a los 43 desaparecidos

  Recuerdan a los 43 desaparecidos en la ceremonia de egreso de la generación 2018-2022 de Ayotzinapa Los normalistas estarían dando clases a niños de comunidades lejanas, dicen los nuevos maestros. El grupo de 103 alumnos recibe el nombre “Bernardo Campos Santos + 43”, en honor del padre que buscó a su hijo desde 2014 … Continúa leyendo Recuerdan egresados de Ayotzinapa a los 43 desaparecidos

María Avilez Rodríguez Chilpancingo

Julio 16, 2022

 

Un estudiante de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos llora en el hombro de su madre al finalizar la ceremonia de clausura de cursos celebrada en el casco principal de la hacienda que es sede del plantel. La generación 2018-2022 enfrentó el inicio de la pandemia del Covid-19 y la mayor parte de sus clases fueron de manera virtual Foto: Lenin Ocampo Torrres

Recuerdan a los 43 desaparecidos en la ceremonia de egreso de la generación 2018-2022 de Ayotzinapa

Los normalistas estarían dando clases a niños de comunidades lejanas, dicen los nuevos maestros. El grupo de 103 alumnos recibe el nombre “Bernardo Campos Santos + 43”, en honor del padre que buscó a su hijo desde 2014 y falleció tras complicaciones de salud

María Avilez Rodríguez

Chilpancingo

Alumnos egresados de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa levantan el puño luego de dar el pase de lista de los 43 desaparecidos la noche del 26 de septiembre de 2014 en la ciudad de Iguala. El pase de lista es una de sus consignas emblemáticas donde al final con el puño arriba gritan “¡justicia!” Foto Lenin Ocampo Torres

Sin la presencia de los padres de los 43 alumnos desaparecidos en Iguala, estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa llevaron a cabo la ceremonia de clausura de la generación 2018-2022, que recibió por nombre “Bernardo Campos Santos + 43”, en honor del tutor que buscó a su hijo desde 2014 y falleció tras complicaciones de salud.
Este viernes, a las 11 de la mañana, se realizó la ceremonia en la explanada de la escuela, ubicada en el municipio de Tixtla, que fue adornada con globos y flores. Se mantuvieron las medidas sanitarias, para evitar contagios de coronavirus.
Esta generación fue una de las que se les complicó recibir clases presenciales y realizar sus prácticas profesionales, debido a la pandemia; sin embargo, concluyó este viernes entre aplausos y lágrimas.
En esta ocasión egresaron 103 alumnos de 120 que ingresaron a las dos licenciaturas que hay en la normal rural: Educación Primaria y Primaria Intercultural Bilingüe.
En su participación, uno de los egresados, Braulio Martínez Pisa, dijo que “es el comienzo de un nuevo camino, que tienen que caminar para llegar a esas comunidades lejanas, donde la educación no llega para los niños”.
Externó que siguen en la búsqueda de los 43 desaparecidos en Iguala, quienes estuvieran impartiendo clases en las aulas donde se requieren docentes, por lo que ahora, como normalistas, les toca dar “la cara por la normal”.
Los egresados realizaron bailes y en la rondalla cantaron 26 y 27 de Septiembre 2014, en la que recordaron la desaparición forzada de sus 43 compañeros, ocurrida en Iguala.

Se subían a los árboles para tener señal y recibir clases
virtuales

En entrevista, el director de la normal rural, Víctor Gerardo Díaz, contó que es una generación más, la 2018-2022, que lleva el nombre de Bernardo Campos, quien es padre de uno de los desaparecidos, pero “lamentablemente” falleció en la esperanza de encontrar a su hijo.
Dijo que esta generación pasó todas las complicaciones de la pandemia, para poder tomar clases en línea, y que a algunos alumnos se les complicó debido a que son de la región Montaña, donde no hay acceso al internet.
Sin embargo, manifestó que a los maestros y planta administrativa se les tuvo que diseñar la forma de trabajar, de manera diferente, para que pudieran tener esa oportunidad de clases.
“Hubo alumnos que se tenían que subirse a los árboles para poder encontrar señal de internet, para realizar sus tareas. Fue muy difícil para ellos, pero poco a poco sacaron las clases”, destacó.
Otra de las complicaciones, contó Gerardo Díaz, fue la realización de las prácticas profesionales, porque se realizaron de manera semi presencial.
Relató que el año pasado no se realizó la clausura por el virus, por lo que ahora que se “tiene la oportunidad” se tomaron las medidas sanitarias para evitar los contagios, debido al repunte de la pandemia.
El director lamentó que hace dos años, un docente murió a causa del coronavirus, a pesar de no estar en clases presenciales.

Lo investiga la FGE, contó el director

Además, el director reveló que recientemente lo citaron en la Fiscalía General del Estado (FGE), porque tiene una carpeta de investigación, “querían culparme a mí sobre algunas cosas”.
Manifestó que “está mal el Ministerio Público”, además es una equivocación “culparme a mí si no tienen pruebas”.
–¿De qué se le acusa?–se le preguntó.
–De un secuestro de un autobús, pero desconozco esa parte, quienes dicen que fue este año. Los jóvenes tienen convenio con las empresas privadas de autobuses.
En su mensaje de clausura, el director dijo que la generación que egresaba “es muy especial”, porque este 2022 se cumplieron 100 años del normalismo rural, que “gracias a la creación de esas escuelas normales, han podido los hijos de campesinos estar en actos para servirle a su pueblo”.
Manifestó que durante estos 100 años, las escuelas han recibido el embate de los gobiernos “mezquinos y neoliberales”, que han tratado de terminar con las escuelas normales rurales, por lo que siguen luchando por su existencia.
El director destacó que esta generación “es especial”, porque cruzó con algo difícil que fue la pandemia, que terminó con muchas vidas de seres queridos y trabajadores de la escuela.
Externó que los alumnos que egresaron provienen de Oaxaca, Chiapas, Morelos, Veracruz y Estado de México, y la mayoría vive en comunidades rurales de Guerrero, por lo que no era fácil trabajar en línea.
Gerardo Díaz aseguró que la parte académica tuvo que crear estrategias para trabajar en línea o las diferentes metodologías, para que los alumnos siguieran con sus estudios.
El director informó que se están realizando trabajos de remodelación en la escuela y, además, se digitalizaron algunas aulas con pizarrones electrónicos.
Además, se terminó el diseño curricular de la próxima maestría en Educación Rural y que se está por firmar el convenio definitivo con las autoridades federales y estatales
Adelantó que se fundará la revista Ayotzinapa, que será un espacio de expresión académica, cultural, política y deportiva, en la cual los alumnos y los docentes podrán expresarse, para difundir lo que se hace en la institución.
En la mesa del presídium no hubo autoridades de la Secretaría de Educación Guerrero (SEG) ni funcionarios de los gobiernos estatal o federal, pero entre la multitud, se observó que acudió el alcalde morenista de Tixtla, Moisés Antonio González Cabañas.

Entre lágrimas y abrazos se
despide la generación

Al finalizar la ceremonia, los jóvenes egresados corearon: “Porque vivos se los llevaron, vivos los queremos. Ayotzi vive, la lucha sigue” y por último, hicieron el pase de lista y contaron del 1 al 43.
La escuela despidió a los 103 alumnos con la melodía de Las Golondrinas, posteriormente los padres, madres, amigos, esposas, hijos y hermanos, casi la mayoría de escasos recursos económicos, se acercaron a los egresaron, los abrazaron, les dieron flores, regalos y juntos lloraron.
La generación 2018-2022 fue una de las que se observó que los egresados lloraron sin consolación, abrazaron a sus seres queridos y les agradecieron por el apoyo que les dieron en el trascurso de estos cuatro años en la escuela.