EL-SUR

Miércoles 19 de Enero de 2022

Guerrero, México

Principal  

“O se dialoga o habrá más sangre”, replica el obispo Rangel al gobierno estatal

Pide a la gobernadora y al secretario de Gobierno que demuestren que tienen una estrategia para enfrentar la violencia No desestimar las propuestas del prelado católico, sugiere el ex gobernador Rogelio Ortega Aprueba el Congreso la renuncia del fiscal y emite convocatoria para sustituirlo

Noviembre 10, 2021

 

 

 

 

 

 

Chilpancingo y Acapulco, Guerrero, 10 de noviembre de 2021. El obispo Salvador Rangel Mendoza respondió ayer a la gobernadora Evelyn Salgado Pineda y al secretario de Gobierno, Saúl López Sollano, que demuestren en los hechos que tienen una estrategia para resolver el problema de la violencia porque en esta ciudad los criminales se siguen paseando “para abajo y para arriba”.

Consultado por teléfono, advirtió que a las nuevas autoridades les falta experiencia e insistió que “o se dialoga o habrá más sangre”.

El obispo participa en una reunión que inició el lunes y termina este miércoles en la Ciudad de México con 120 obispos del país.

El lunes la gobernadora respondió a la propuesta del prelado de que para resolver el problema de la violencia se debe establecer un pacto de paz en el que se incluya al narco, que el gobierno tiene su propia estrategia que es reforzar la prevención, aplicar más inteligencia y atender la causas de la inseguridad.

En tanto que el secretario de Gobierno, López Sollano, respondió que los diálogos son entre el gobierno y la sociedad y que hacerlo con el crimen organizado es ilegal.

Rangel dijo ayer que “si ellos tienen su estrategia que la muestren en los hechos; pero esa política de utilizar a la Guardia Nacional, al Ejército y confrontarlos con el crimen organizado va a provocar más problemas y dificultades”.

Explicó que lo suyo simplemente fue una sugerencia “y ellos pueden hacer lo que más les convenga, ojalá que esa estrategia les salga bien, pero yo juzgo que les falta experiencia de gobierno para palpar la situación”.

Agregó que en Chilpancingo y en muchas ciudades de Guerrero se ha desatado el crimen “muy feo” y se preguntó que ante ello qué estrategia tienen los que llegan al gobierno ahorita: “los criminales, los narcotraficantes se siguen paseando en Chilpancingo para arriba y para abajo. ¿Y quién les pone la mano?”.

En cuando a lo que declaró el secretario de Gobierno, el prelado, respondió: “Dicen que oficialmente ellos no pueden tratar con criminales, que está fuera de la ley, pero bien sabemos, mucha gente lo dice, que a veces por debajo de la mesa se dan los arreglos con ellos”.

Entonces, insistió que “ya sea pública o privadamente pero ojalá que Guerrero estuviera en paz, que las comunidades estuvieran tranquilas, que la gente tuviera la seguridad para salir”.

Sin embargo, reiteró que en Chilpancingo por lo menos hace tres años estuvo en paz porque se siguió la estrategia del diálogo, pero insistió que desde hace ocho meses “llegó otro equipo de delincuentes apoyados por el mismo gobierno que acaba de salir y estos (del gobierno) que entraron no han podido sacarlos tampoco”.

Rangel Mendoza declaró que el problema es que si por la ley no pueden dialogar con los que están fuera de la ley, va a haber más sangre”.

Insistió: “El diálogo es un instrumento de oro; o se dialoga o va a haber más sangre. Yo digo, debe haber el dialogo, la amistad social, como se llama dentro de la iglesia, no precisamente tienen que llegar a arreglos o darles concesiones, sino simplemente ver cuáles son las dificultades que tienen”.

Rangel participa en una reunión con 120 obispos del país en la Ciudad de México. El objetivo del encuentro, según contó, es hablar de la propuesta del papa Francisco que se llama sinodalidad, “que significa que todos los miembros de la iglesia caminemos juntos”.

Explicó que el Papa quiere que dialoguen con todos; “buenos y malos, con los de la política, el comercio, con los jóvenes, los no creyentes y los de otras religiones”.

Dijo que eso es lo que Francisco llama “la amistad social” que se logra mediante el diálogo.

Rangel Mendoza detalló que la sinodalidad significa que los sacerdotes “tenemos que escuchar opiniones de toda la gente, a veces desde el más simple, desde el más sencillo pueden salir las soluciones”.

Añadió que es lo que le dice al gobierno de ahora, que dialoguen, “puede ser que la gente más sencilla tenga una solución, ellos no por ser del gobierno van a saberlo todo, les falta experiencia, les falta caminar”.

Agregó que el otro tema que van a tratar en la reunión que inició el lunes y termina este martes es la renovación de los puestos directivos de la Conferencia Episcopal Mexicana (CEM).

 

Hace lo propio para la capital, dice la alcaldesa al obispo Rangel

 

La alcaldesa de Chilpancingo, Norma Otilia Hernández Martínez dijo que el Ayuntamiento hace lo propio para atender la violencia y cada gobierno debe hacer su trabajo.

En declaraciones a reporteros al concluir la entrega del Certificado Único Policial (CUP) para 14 agentes municipales que se evaluaron en seis meses, Hernández Martínez dijo que el gobierno federal, estatal, municipal y la Fiscalía General del Estado (FGE) deben coordinarse para resolver la inseguridad que se vive en la capital y en la entidad.

“Yo respeto (y) hago lo propio atacando las causas trabajando desde lo que me corresponde a la gobernabilidad,  desarrollo económico, prevención del delito,  recuperando  espacios, alumbrado público e instalando comités de seguridad en colonias”, respondió a pregunta sobre las declaraciones del obispo.

Abundó que la evaluación de los policías municipales es para que la población recobre la confianza a los uniformados.

“Estamos haciendo una policía de proximidad, la idea es que la población tenga la confianza en esta nueva policía, pero ha sido complicado en anteriores gobiernos porque hubo la desconfianza contra los elementos, eso no lo queremos, queremos ser un gran aliado para atender los problemas tan profundos que no son de ahorita sino de antaño”.

En el evento también se llevó a cabo la entrega de equipos de radiocomunicación a la Coordinación de Protección Civil y Bomberos, así como a la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal.

Asistieron el secretario Ejecutivo del Sistema Estatal de Seguridad Pública, Víctor Francisco Olivares Guzmán, la secretaria de Seguridad Pública, Martha Isela Velázquez Adame; el subsecretario de Prevención y Operación Policial de la Policía Estatal, Irving de Jesús Jiménez Sánchez y la presidenta de la Comisión de Defensa de Derechos Humanos (Codehum), Cecilia Narciso Gaytán.

 

 

 

No desestimar las propuestas del prelado católico, sugiere el ex gobernador Rogelio Ortega

 

Al presentar su libro Guerrero en Llamas, el ex gobernador Rogelio Ortega Martínez recomendó a la gobernadora Evelyn Salgado Pineda dar atención especial, las 24 horas del día, a los movimientos sociales, los que se le van a generar durante su gobierno producto de la pobreza, de la injusticia, del agravio de siglos que ha habido en la entidad y otros, que se heredan.

Asimismo manifestó su preocupación por el anuncio de la gobernadora Evelyn Salgado Pineda de vender la casa de la Representación de Guerrero en la Ciudad de México: “Del patrimonio que tiene el gobierno no hay de deshacerse, sirve, salvo lo superfluo, pero una casa en la Ciudad de México no es superflua”.

Añadió que cuando fue gobernador se pasaba horas recibiendo a gente y trabajando ahí, “es más comodo que hacerlo en una cafetería, un restaurant u hotel, además de lo caro que resulta”. Ortega Martínez dijo que espera que la gobernadora escuche a su alrededor y le aconsejó que no haga a un lado lo que le digan los jerarcas católicos porque ellos pueden ayudar mucho al gobierno.

En declaraciones a reporteros, Ortega Martínez señaló que hay temas que son muy delicados en Guerrero y se le cocina aparte, y recordó la frase de el ex gobernador René Juárez Cisneros, quien dijo que “Guerrero no es Disneylandia” y en el estado no se va de paseo porque “si te vas de paseo con descuido siendo gobernante puedes salir muy raspado. Muchos gobernadores no culminan su periodo, Guerrero es número uno donde se ha establecido más la caída de gobiernos. Si no se atiende a tiempo y bien un conflicto puede generarse una tragedia y una crisis de gobernabilidad”.

“Cuál es mi mensaje para nuestra joven gobernadora: atención especial, las 24 horas del día, a los movimientos sociales, los que se le van a generar durante su gobierno producto de la pobreza, de la injusticia, del agravio de siglos que ha habido en la entidad y otros, que se heredan. Debo mencionarlo porque quiero expresar además mi solidaridad con Samantha Colón, la esposa de Vicente Suástegui, con Marco Antonio Suástegui”.

Reiteró que espera que la gobernadora haga caso de los buenos consejos que a su criterio ella debe recoger y “los malos consejos que le demos a lo mejor ni hace caso de escucharlos”.

A Ortega Martínez se le preguntó su opinión sobre la propuesta que hizo el obispo Salvador Rangel Mendoza que para resolver el problema de la violencia se debe establecer un pacto de paz en el que se incluya al narco, porque tiene años operando y la respuesta de la gobernadora Evelyn Salgado Pineda de que el gobierno estatal tiene su propia estrategia para lograr la paz y respondió: “No, eso está muy mal, que me disculpe mi gobernadora, a mí Carlos Garfias Merlos (el arzobispo) y Salvador Rangel me ayudaron. Que no eche en saco roto (porque) la iglesia católica es el actor de la sociedad civil organizado, más organizado y que tiene la mejor propuesta de pacificación, de diálogo con todos los actores y acuerdos que le van a beneficiar a los gobiernos y a la sociedad”.

–¿Puede incluir al narotráfico? -, se le preguntó

–A todos los actores involucrados en la violencia, y cuando se dice a todos, es a todos. Creo que esa ruta es la por la que yo estoy de acuerdo, ya se demostró que la guerra de Felipe Calderón (el ex presidente) fue un fracaso. No van a poder derrotar a la delincuencia organizada vinculada en el narcotráfico a través de la violencia, a través de la guerra. Tiene que pactarse con ellos y que nuestros interlocutores, no tiene que ir la gobernadora a ese tipo de reuniones, para eso esta el obispo Salvador Rangel, para esos están los ministros de culto porque son sus feligreses y el planteamiento debe ser muy sencillo: ‘Señores esto se está hundiendo, a ustedes les conviene, a sus familias les conviene, al gobierno le conviene, a la sociedad les conviene que le paremos a esta violencia que está desatada, ahí perdemos todos’”.

–¿Guerrero puede regresar a las llamas?

–Siempre, en cualquier momentos. Sí la protesta del Cecop, de Marco Suástegui que hagan un bloqueo y que de pronto un irresponsable se le ocurra tirar un balazo, eso en Guerrero es la chispa que pueda incendiar la pradera porque el pasto está seco.

Indicó en la entrevista que un pueblo pobre, lleno de violencia, de tragedia, cacicazgos y que “nos ha colocado en una situación de rezago impresionante, hay que ayudarle a la gobernadora, hay que ayudarle a la presidenta municipal, no importa que no hayan votado por ellas, a la hora de gobernar no van a gobernar nada más para los de color de su partido”.

Añadió que a la hora de gobernar se tiene que hacer para todos, “pues cuando se hace el puente por ahí pasamos todos, si se hace la escuela van los niños y niñas de todos, si se paviementan las calles pasan todos por lo que si le va bien a Evelyn le va bien a Guerrero. Necesitamos que le vaya bien, hay que ayudar. Ahí ya viene la otra parte, ojalá se dejen ayudar, que vean y escuchen mucho y que lo hagamos de forma correcta y con medida. A lo mejor no le gusta a un gobernante darle continuidad a lo que el anterior hizo, no importa, se le puede cambiar de nombre”.

En su mensaje sobre su libro dijo que ahí estaba “el corazón de Rogelio Ortega” que le hicieron recordar esos momentos difíciles, pues “fue una época difícil pero creo que lo pudimos resolver; creo que fue una gran actitud de prudencia que saliera hasta hoy por respeto al Héctor Astuillo Flores porque soy de la idea de quien gobierna tiene una oportunidad de hacer. El poder para hacer y el estilo personal de cada quien y después ser un buen ex gobernador, es decir, manejarse con mensura, con sencillez, con humildad”.

Aseguró que lo único que pretende con su libro es contribuir al debate, a la discusión del Guerrero que tenemos y la búsqueda de soluciones, “la que se pueda hacer apoyando al gobierno y con las decisiones positivas del gobierno para la gobernabilidad y gobernanza y la que nos toca hacer desde abajo”.

Dijo que escuchar y oir, dejarse aconsejar por los sabios, “y al final ellos deciden, a lo mejor damos malos consejos, esos que de deshechen, pero a lo mejor buenos y muy buenos y esos que lo sigan”.

Ortega Martínez manifestó que su libro, que lo presentó dentro de la edición del festival de La Nao, plasma lo que vivió como gobernador interino en un momento difícil de la transición donde el desafio era que se realizaran las elecciones sin militarizar el estado, sin militarizar la elección sino que fueran libres, participativas y para eso trabajó todos los días a través del dialógo, el acuerdo, la concertación con el movimiento social para que se pudiera realizar las elecciones y se pudiera transitar a la entrega del nuevo gobierno en paz.

Recordó que muchos, cuando se enteraron que iba a gobernar, le dijeron que era una osadía y que no aceptara, pues pensaban muchos que o iba durar un mes por la crisis que existía de ingobernabilidad se iba a prolongar por lo que no iba a ver condiciones de que él pudiera atender y resolver el conflicto. Recordó que le dijo al entonces presidente Enrique Peña Nieto que se hiciera una valoración cada dos meses y si no funcionaba su estrategia de pacificación a través del diálogo, la tolerancia extrema, el cumplimiento de los acuerdos institucionales con el movimiento social él entregaba su renuncia “y él cumplió y yo cumplí. El tiempo que fui gobernador visitó seis veces a Guerrero”.

En la presentación del libro estuvieron la universitaria  Rosa María Gómez Saaavedra; el director del IIEPA, Marco Antonio Adame Meza, el zeferinista, Fernando Donoso, la defensora de la isla La Roqueta, Robin Sidney, el director de Educación Media Superior de la UAG, Javier Casiano, así como alumnos de la escuela fundada por el ex gobernador.

 

 

 

Aprueba el Congreso renuncia de De los Santos Barrila y emite convocatoria para nuevo fiscal

 

Por unanimidad de votos, el pleno del Congreso de Guerrero aprobó un acuerdo parlamentario por el que se acepta la renuncia de Jorge Zuriel de los Santos Barrilla al cargo y funciones de fiscal general del estado, y emite la convocatoria para la selección y designación del nuevo titular que será elegido por las dos terceras partes del total de los integrantes del Poder Legislativo.

Después de que de los Santos Barrila renunciara un día después de que en redes sociales circuló una fotografía en la que aparece en una reunión con un hombre encapuchado, aparentemente el líder de algún grupo del crimen organizado, encuentro del cual también se difundió un breve video del mismo episodio, finalmente el Congreso aprobó su renuncia e inició el procedimiento para sustituirlo.

En la convocatoria, se establece que será la Junta de Coordinación Política (Jucopo) el órgano encargado de recibir, cotejar, revisar e integrar expedientes; vigilar el debido cumplimiento en la entrega de la documentación necesaria; valorar los antecedentes curriculares de los aspirantes; en su caso, registrar a los aspirantes y formular la propuesta correspondiente.

Y entre los requisitos que establece la convocatoria se establece que los aspirantes deben ser mexicanos en ejercicio de sus derechos civiles y políticos, tener cuando menos 30 años cumplidos al día de la designación, gozar de buena reputación y no haber sido condenado por delito que amerite pena corporal, ni estar inhabilitado para el desempeño de cargos públicos.

También haber residido en el estado cuando menos cinco años anteriores al día de su nombramiento, contar con conocimientos especializados y experiencia debidamente comprobados en el ámbito de su competencia, además de poseer título y cédula profesional de licenciado en Derecho expedidos por autoridad o institución legalmente facultada.

Requiere también no ser ministro de ningún culto religioso ni titular de ninguna dependencia, entidad u organismo de la administración pública estatal, municipal o representante popular, federal o estatal durante dos años previos a la designación, como tampoco haber sido dirigente de algún partido político ni postulado para cargo de elección popular durante los tres años anteriores a la designación.

Las solicitudes de registro de aspirantes se recibirán del 11 al 25 de noviembre de 2021 con excepción de los días 13,14, 15, 20 y 21 de noviembre por ser inhábiles, en un horario de 9 de la mañana a las 3 de la tarde.

Quienes aspiren a ocupar este cargo deben entregar copias certificadas del acta de nacimiento, de la credencial para votar vigente, del título y cédula profesionales, acreditación de residencia en Guerrero durante los últimos cinco años, comprobante de domicilio, acreditación de conocimientos especializados y experiencia comprobada en el ámbito de competencia de la Fiscalía General, así como el currículum vitae.

Y no podrán participar quienes hayan sido ministros de ningún culto religioso, titular de ninguna dependencia, entidad u organismo de la administración pública estatal o municipal, o representante popular federal o estatal, durante dos años previos a su designación, ni dirigente de algún partido político ni postulado para cargo de elección popular dentro de los tres años anteriores a su designación.

Tras verificar que los aspirantes cumplan con estos requisitos, los integrantes de la Jucopo realizarán una evaluación en la que se considerará la “historia profesional y laboral; apego a los principios de legalidad, objetividad, eficiencia, profesionalismo, honradez y respeto a los derechos humanos”.

En la convocatoria se precisa que, una vez realizada la valoración curricular, se elaborará una lista de al menos diez candidatos la cual se propondrá a consideración del pleno para que tras su aprobación sea enviada a la gobernadora Evelyn Salgado.

Y se esperará a que, en un plazo no mayor a diez días, la gobernadora remitirá al Poder Legislativo una terna, estos tres seleccionados comparecerán y presentarán un plan de trabajo.

Las comparecencias se dividirán en dos partes, una primera será expositiva en la que tendrán hasta 20 minutos para presentar su propuesta de plan de trabajo, y una segunda en la que se podrán realizar comentarios, observaciones y preguntas y respuestas.

Concluida esta etapa, la Jucopo propondrá al Pleno la propuesta para que con el voto de las dos terceras partes se elija a quien ocupará la titularidad de dicha instancia, posterior a lo cual rendirá protesta de ley al cargo, mismo que será por un periodo de seis años improrrogables.

 

 

 

 

Texto: Zacarías Cervantes, Luis Blancas, Karina Contreras y Rosalba Ramírez/Foto: Archivo