EL-SUR

Martes 07 de Diciembre de 2021

Guerrero, México

Opinión

850 millones a circo sin pan

Humberto Musacchio

Junio 06, 2016

Que no se note la pobreza. Hace unos días, la Secretaría de Turismo pagó al Cirque du Soleil la friolera de 47.7 millones de dólares para que esa compañía ponga durante siete años el espectáculo Luzia, que supuestamente promueve una buena imagen de México. La crítica Luz Emilia Aguilar Zinser y los actorazos Martha Verduzco, Daniel Giménez Cacho, Bruno y Demián Bichir con decenas más, enviaron una carta a Enrique Peña Nieto –con copia para los secretarios de Turismo, Cultura y Relaciones Exteriores– en la que rechazan el derroche de una “cantidad mayor a lo que se invierte en estímulos a la creación artística” y en un momento de recortes presupuestales. Señalan los firmantes que ese dinero se debió invertir en el país, donde abundan artistas de gran calidad y muy capaces de promover el turismo. Los 47.7 millones de dólares o bien 850 millones de pesos mexicanos, pudieron invertirse en estimular el talento local o, por lo menos, en crear empleos y combatir la inseguridad. Pero eso carece de glamour.
Venden el teatro de la República

Y mientras el gobierno gasta 850 millones de pesos a favor de una compañía circense extranjera, el histórico teatro de la República, de propiedad privada, carece de fondos para su mantenimiento, pese a que se trata de la sede del Congreso Constituyente de 1916-17 y donde se fundó el Partido Nacional Revolucionario, abuelo del PRI. Los propietarios lo venden en 100 millones de pesos. Algunos diarios publicaron que en el citado coso se interpretó por primera vez el Himno Nacional, lo que no es cierto, pues la letra de Francisco González Bocanegra se cantó por primera vez, con música de Giovanni Bottesini, en el Teatro de Santa Anna de la Ciudad de México, y con la música de Jaime Nunó el 15 de septiembre de 1854 en el mismo escenario de la capital de la República. Al triunfo de la revolución de Ayutla dejó de interpretarse ese himno, pues la Marcha Zaragoza era el canto de las fuerzas liberales.

Ana Lara, agregada cultural

La compositora Ana Lara será la próxima agregada cultural de la Embajada de México en París. La artista es hermana de la pintora Magali Lara y del escritor Hernán Lara Zavala. Hace años, Ana Lara se alojó en la Casa de México, habla un correcto francés y es mujer respetada en el ámbito intelectual. Ojalá que ella, con su inteligencia, sensibilidad y dinamismo pueda dar a la Casa la presencia y actividad que tuvo en otro tiempo. Actualmente, bajo la desastrosa dirección de Martha Bringas, todo se limita a alquilar el auditorio y otros espacios de la Casa, así como el piano y, para exposiciones, la galería, siempre y cuando los inquilinos asuman cualquier responsabilidad civil por lo que pueda pasar. Burocracia pura.
Más sobre fonda nudista

Algún lector despistado pide más información sobre el restaurante nudista The Bunyadi, nombre que significa “básico y natural” en lengua hindi. Por razones de seguridad, el personal de la cocina estará vestido y los comensales tendrán que sentarse sobre toallas para no dejar su firma en el asiento. El pasado viernes se inauguró esa fonda, la que prohíbe, como en los campos nudistas, tomar fotos o videos y mirar con insistencia otros cuerpos. Mientras ingiere sus alimentos, la clientela está obligada a cubrirse sus vergüenzas con una servilleta –no se aclara si de tela o papel– y los que deseen hacer una reservación tendrán que considerar que el figón cerrará sus puertas a fines de agosto, pues mantenerlo abierto todo el año haría del lugar, en el frío invierno londinense, una fábrica de pulmonías.

Premio de biografía y memorias

Está abierta la convocatoria para el Premio Stella Maris de Biografías y Memorias para autores de cualquier nacionalidad que antes del 23 de noviembre del presente año envíen obras inéditas y originales escritas en castellano “cuya temática verse sobre biografías –incluyendo las biografías noveladas–, autobiografías, diarios y memorias de personajes históricos o de relevancia ac-tual, cualquiera que fuera la nacionalidad y el ámbito en que destacase el protagonista”. El jurado valorará la calidad literaria, originalidad y relevancia del tema. La extensión debe ser de 200 a 500 páginas en tipo Times New Roman de 12 puntos, espaciado a 1.5, y se presentarán dos copias impresas en papel y una grabada en formato Word. Los autores pueden emplear seudónimo o su nombre. El ganador recibirá 25 mil euros y derechos de autor de 10 por ciento por 10 años, en tanto hay 5 mil euros para quien resulte finalista. Las obras deberán enviarse a Editorial Stella Maris, S.L. (Premio Stella Maris de Biografías y Memorias), avenida Puerta del Ángel, 42. 3º. B, 08002 Barcelona, España. Mayores informes en www.editorialstellamaris.com