EL-SUR

Martes 11 de Mayo de 2021

Guerrero, México

Opinión

Alcaldes de Acapulco (XXXIV)

A 50 años de la masacre coprera del 20 de agosto de 1967 (VII y última)

Anituy Rebolledo Ayerdi

Octubre 12, 2017

La copra

Las palmas de coco tardan entre ocho y 10 años en dar sus primeros frutos. Es pues, un cultivo de paciencia y resistencia.
Bajar el coco es una tarea ejecutada por hombres experimentados que suben el tronco para cortar el producto con sus propias manos. En otros casos se utilizan varas tipo bambú unidas y en la punta se les coloca un gancho afilado con el que se corta el racimo. La habilidad es esencial o de otra manera puede caer el racimo encima al cortador.
Las cosechas son regularmente tres veces al año.
Una vez el coco en tierra, viene “la partida”, conjuntamente con la obtención de la pulpa con una cuchara especial, pasando enseguida al secado al sol extendida la “carne” en superficies planas.
Bien seca la pulpa, ahora copra, se envasa en costales, “costalera”, para llevarse a los centros de acopio.
Se requieren de cinco a seis cocos para producir un kilo de copra.
El precio de la copra ha sido muy inestable, fluctuando en los últimos años desde un peso con 85 centavos hasta los actuales seis pesos. No obstante, los centros de acopio lo están pagando a 4 pesos con 65 centavos y Agroindustria del Sur, a 6 pesos. La cruda realidad: 4 pesos con 50 centavos.

Propiedades nutritivas

La composición del coco varía a medida de que madura. La grasa constituye el principal componente del agua y es rica en ácidos grasos saturados, por lo que su valor calórico es el más alto de todas las frutas. Aporta una baja cantidad de hidratos de carbono y menos aún de proteínas. Asimismo, el coco es rico en sales minerales, destaca su aporte de fibra, que mejora el tránsito intestinal y contribuye a reducir el riesgo de ciertas alteraciones y enfermedades. El magnesio se relaciona con el funcionamiento de intestino, nervios y músculos, y forma parte de huesos y dientes. El potasio es necesario para la trasmisión y generación del impulso nervioso, para la actividad muscular normal, además de intervenir en el equilibrio del agua dentro y fuera de la célula. Destaca además su contenido de vitamina E, de acción antioxidante y de ciertas vitaminas hidrosolubles del grupo B, necesarias para el buen funcionamiento de nuestro organismo.

Lamento coprero

Aquí, a propósito de nuestro tema central, presentamos El lamento coprero, de José de Molina, el anónimo corrido de El Zanatón y algunos versos de El Fandango, de Efraín Villegas Zapata. Fue José de Molina originario de Hermosillo, Sonora, un “socialista libertario”, como se presentaba, que padeció cárcel y tortura a causa de su canto rebelde. Dejó una rica producción literario-musical contenida en una veintena de discos elepés, con temas dedicados a muy diversos personajes y eventos del siglo pasado, todos de “zurda”. He aquí su lamento:

A nuestras autoridades
yo les vengo a preguntar:
los crímenes cometidos
¿cuándo se resolverán?

Coro: Ay, copreros a la lucha,
a ganar el bienestar
Año del 67,
en las costas de Guerrero
cayeron asesinados
más de 40 copreros

Coro: Lloren huérfanos y viudas
la justicia ha de llegar

Que rojas están tus aguas
Acapulco de delicia,
por la sangre de tus hijos
víctimas de la avaricia.

Ay, copreros…

Que tristes están las palmas
que adornan en tu costera,
lloran por los inocentes
muertos en la balacera

Ay copreros…

El llanto de tus palmeras
no se escuchó allá en Los Pinos,
será que los que murieron
eran puros campesinos

Hay copreros…

No sé quién fue el responsable,
gritaban en La Quebrada,
pero el que tuvo la culpa
¡es un hijuela chingada!

¡Ay, copreros a las armas
a ganar el bienestar!,
lloren huérfanos y viudas
¡la justicia ha de llegar!

El Zanatón

Anónimo

Voy a cantar un corrido
señores porque a’i les va,
les voy a dar a saber
lo que pasó en Palomar,
donde murieron los guacho’
por no saberse tantear

Cuando venían de San Marcos
venían muy desesperados
pasaron por Las Lomitas
con el fusil preparado
en busca de los Hernande’
porque los traiban de encargo.

Al llegar a Palomar
una mujer les habló:
si buscan a los Hernande’
se los juro que por Dios
están en el camposanto,
bajo palabra de honor.

A los primeros balazo’
le gritaban tú la llevas
luego tumbaron a Marcos
y a don Alfonso Villanueva
pero les quedó Constancio
peleándoles pecho tierra

Ay, les dice El Zanatón
por mi lado no hay cuidao’,
ya me tumbé al fusilero
llevo el fusil a mi lao’
y a otros tres compañeros
que aquí quedaron tirao’s

Ay, les dice El Zanatón
encomienden su alma a Dio’
porque a’i les va El Animal,
se los juro que por Dios
ese si los va’cabar

Pobrecito de los guacho’
ya no jallaban qué hacer.
arrancaban pa’ las casas
queriéndose defender,
El Zanatón los buscaba
como cosa de comer

Pobrecito’ de los guacho’
se andaban volviendo locos,
arrancaban pa’ las huertas
queriendo bajar lo’ coco’
pero llegando a la barranca
se quedaron otros poco’
Pusieron un radiograma
al presidente Camacho,
de que viniera a saber
cómo estuvieron las cosas,
que viniera a conocer
dónde murieron los guacho’

Bajaron dos aigroplanos
a cargo de un general,
bajaron dos avioneta’
a cargo de un general
pero con El Zanatón
ya no quisieron peliá.

El fandango

Gran corrido costeño
Efraín Villegas Zapata

Fandango es una composición de más de 200 estrofas, de cuatro a seis o más versos. El tema central es la violencia cruel e impune en la Cojta Chica, excepto doce versos dedicados a un Acapulco todavía no ensangrentado. Villegas Zapata versijuicaba a su manera y sentir:

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao
por su belleza sin par
es por todos visitao;
yo ya me bañé en su mar,
no es que me lo hayan contao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
para el que quiera nadar
no hay puerto maj-apropiao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao
muy propio para pasear.
se debe tener cuidao
porque hay quien salió a pejcar
y luego salió pejcao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao
si una morena en la mar
te invita a cruzar a nado
no te dejes engañar
que puedes morir ahogao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
muchos que van a pejcar
sin azuelo se han quedao,
no le vaya a usté a pasar,
lo que a muchos le ha pasao.

Acapulco es un lugar
muy bonito afamao,
hay trigueñas que al mirar
a muchos han desquiciao,
si lo invitan a nadar
debe hacerlo con cuidao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
bello para enamorar
y sentirse enamorao,
tiene agua pa’ llorar
si el llanto se le ha secao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
donde es fácil encontrar
un amor disimulao,
con quien se pueda casar
no importa que sea casao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
donde es fácil encontrar
un negro disparatao,
que se la suela mentá
nomás por verlo enojao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
donde es fácil encontrar
lo que busca su bocao,
lo mismo si va a pagar
que si lo pide de dao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
donde es fácil encontrar
un corazón sin cuidao,
que se abra de par en par
si acaso estaba cerrao.

Acapulco es un lugar
muy bonito y afamao,
los que vayan a pejcar
quiere que tengan cuidao,
no se vayan a bañar
si encuentran el mar picao.