EL-SUR

Martes 30 de Noviembre de 2021

Guerrero, México

Opinión

Amago de censura islámica en México

Humberto Musacchio

Noviembre 26, 2007

Con un abrazo para Elsa Cross y Alejandro Aura.

Como parte del IX Festival Internacional de Puebla, en San Pedro Museo de Arte se montó la exposición colectiva Espejismos: arte
contemporáneo de Oriente Medio y Norte de África. En la muestra se halla un políptico fotográfico llamado El origen del mundo,
del marroquí Fouad Bellamine, obra que muestra vaginas cubiertas por mezquitas. Al señor Mohammad Hassan Ghadiri Abyaneh,
embajador de Irán en México, recorrió la muestra y no le gustó dicha obra, por lo que declaró al artista “enemigo de la doctrina
de Mahoma”, lo que suena fuerte pero no tiene mayor trascendencia. Lo grave es que varios testigos –según el periódico La
Jornada de Oriente– informaron que el diplomático también amenazó de muerte al artista, lo que sí es delito en México, y
posteriormente envió una carta al gobierno de Puebla en la que exige el retiro inmediato de la obra que tanto le irritó. En otro
comunicado la representación de Teherán llamó a Bellamine “maniático, vulgar, ignorante y pornográfico”, lo que evidentemente
es grosero, pero nada más. Lo grave es que el señor embajador desconozca que en la República Mexicana hay libertad de cultos,
pero ninguno es obligatorio y que, como en todo el mundo civilizado, se respeta la libertad artística por más que ofenda nuestras
convicciones políticas, partidarismo deportivo o sentimientos religiosos.

¿El mundo debe someterse al Islam?

Lo ocurrido en Puebla muestra que en el Islam hay corrientes fanáticas que quisieran ver al mundo sometido a sus leyes
religiosas. Hace unos años algún ayatola, también iraní, lanzó la condena a muerte contra Saldman Rushdie, el autor de Versos
satánicos, quien desde entonces vive junto con toda su familia bajo una estricta vigilancia policiaca. Ahora mismo, la escritora
bengalí Taslima Nasreen es objeto de una feroz persecución que llegó hasta Jaipur, en India, de donde las autoridades la
trasladaron a Nueva Delhi por razones de seguridad. Taslima Nasreen es perseguida por musulmanes criminales, pues en 1994,
en Bangladesh, un clérigo del Islam calificó sus libros de blasfemos y llamó a asesinarla. Por supuesto, no sólo en el mundo
islámico ocurren estas cosas que ahora quieren exportar al resto del mundo. En otras creencias hay también individuos y grupos
cegados por el fanatismo, quienes no dudan en matar si a su juicio lo pide su religión.

Graba el INAH voz de Porfirio Díaz

Benito Taibo, coordinador de Difusión y Prensa del INAH envió a esta república algunos discos de la colección Fonoteca, del
propio Instituto Nacional de Antropología e Historia. De especial interés es el disco Evocaciones de la máquina parlante. Albores
de la memoria sonora de México, que tiene el número 43 de la serie y contiene canciones de los años veinte y treinta, pero
también una grabación de aproximadamente 1905, en la que se escucha la voz de Porfirio Díaz, quien da lectura a una carta que
envió a Thomas Alva Edison. No hay total certeza sobre la autenticidad de la voz, pero sí varios indicios que permiten afirmarlo,
según dice Benjamín Muratalla en el cuadernillo que acompaña el disco. El mismo Muratalla, basado en el estudioso Chris
Strachwitz, agrega que entre 1904 y 1905 vinieron representantes de por lo menos tres empresas fonográficas estadunidenses y
realizaron grabaciones en México, en los cilindros de cera entonces en uso. Un documento sin duda interesante.

La UAM insiste en error histórico

Es lamentable que una institución educativa de la importancia de la UAM persista en alentar un error histórico. Hace unos días,
Excélsior, en una nota de la reportera Virginia Bautista, informaba que las autoridades de la Universidad Autónoma Metropolitana
se proponen reconstruir y ampliar el museo de sitio de la mal llamada Casa de la Primera Imprenta. Al respecto, Elena
Segurajáuregui, directora de Artes Escénicas de esa institución, anunció que en dicho museo se exhibirán facsímiles del impresor
Juan Pablos, ediciones de los siglos XVI al XVIII, sellos prehispánicos y la historia del edificio “desde que era templo de
Tezcatlipoca”. Resulta plausible que la UAM promueva el conocimiento de la imprenta en México, pero es un fraude que al
inmueble de Moneda y Licenciado Verdad se insista en llamarlo “casa de la primera imprenta”, pues el taller de Juan Pablos nunca
estuvo en ese lugar, sino en un predio de la calle de Argentina exactamente frente a las ruinas del Templo Mayor o más
precisamente sobre ellas.

Don Andrés era Iduarte, no “Idearte”

La llamada “corrección automática” de la computadora juega pasadas que van de lo chusco a lo lamentable. Hace una semana
escribí Andrés Iduarte y el apellido del ilustre tabasqueño se trocó en “Idearte”. Me refería al excelente artículo de Dionisio
Morales que aparece en la revista Universo de El Búho. Es también muy recomendable el libro Andrés y Diego en la muerte de
Frida, novela verista de Rafael Gaona que narra lo ocurrido cuando se velaba el cadáver de la pintora en el Palacio de Bellas Artes
y los comunistas, camaradas de Frida y Diego, pusieron sobre el féretro la bandera roja con el símbolo de la hoz y el martillo,
hecho que le costó el cargo a don Andrés Iduarte, director entonces del Instituto Nacional de Bellas Artes. Eran los días del
macartismo y el gobierno de Adolfo Ruiz Cortines no se pudo sustraer al anticomunismo de Washington.

Breviario…

Hoy a las ocho de la noche se presenta en el Seminario de Cultura Mexicana (Masaryk 526, en Polanco), el libro En voz de los
pintores, de Manuel Calero Rosado, que edita el Instituto de Cultura de Yucatán. Al acto asistirá la señora Ivonne Ortega Pacheco,
gobernadora constitucional de ese estado. @@@ El doblaje de películas atenta contra los derechos autorales, pero el doblaje del
español mexicano al gachupín atenta contra la inteligencia. Eso precisamente pretende hacer la empresa Filmax, que distribuirá
en España la cinta Km. 31, del cineasta Rigoberto Castañeda, quien pide solidaridad para detener esta agresión. Los interesados
pueden escribirle a [email protected]ñeda.com @@@ Murió Cecilia Aura Cross, hija de los poetas Alejandro Aura y Elsa
Cross, a quienes enviamos un abrazo solidario.