EL-SUR

Martes 07 de Diciembre de 2021

Guerrero, México

Opinión

Combaten al Taller Coreográfico

Humberto Musacchio

Agosto 12, 2019

Con un abrazo para Bernardo Bátiz.

Combaten al Taller Coreográfico

Continúa el empeño de gente menor por acabar con el Taller Coreográfico de la UNAM y la rica herencia dejada por Gloria Contreras, quien fuera su fundadora y directora. La Coordinación de Difusión Cultural impuso como director de esa compañía a Diego Vázquez, quien, como era previsible, carece de tamaños para encabezar el grupo y apreciar su extenso repertorio, pues ha ignorado varios de sus más importantes ballets, entre otros el ya legendario Huapango, ni más ni menos. Su proceder arbitrario es causa de una generalizada irritación de los bailarines, a lo que responde con despidos injustificados, como el de Claudia Castañeda, la regisseur o “maestra ensayadora”, como gustaba llamarla la propia maestra Contreras. La señora Castañeda fue durante 16 años bailarina del Taller y tenía 14 como ensayadora, lo que le permitió tener en la cabeza más de 150 coreografías y sus partituras, un verdadero tratado de la danza. Al dejarla fuera, el tal Diego Vázquez tendrá que recortar todavía más el repertorio, pues él ignora el desarrollo de casi todas las coreografías. Tan desastrosa conducción explica el alejamiento de un público formado por Gloria Contreras. La demolición de un trabajo de medio siglo avanza con paso firme. ¡Felici-dades!

El rey de Jerusalén

El Fondo de Cultura Económica acaba de publicar un bello libro que parece para niños, pero es para gente grande. Se trata de El rey de Jerusalén, de Verónica Murguía, editado en tamaño carta, forma italiana, pasta dura, elegantes guardas, impresión a todo color e ilustraciones de Gabriel Pacheco. El reino de Jerusalén se fundó a fines del siglo XI, al triunfo de la primera cruzada, misma que encabezó Godofredo de Bouillon, quien rechazó la corona y se hizo nombrar Advocatus Sancti Sepulchri (protector del Santo Sepulcro). Horrorizado por la matanza que él mismo había dirigido, murió poco después, luego de comerse un limón, metáfora de la acritud que le habría producido la mortandad jerosolimitana. En su lugar, fue llamado a reinar su cobarde y corrupto hermano Balduino, quien sí aceptó la corona. Verónica Murguía narra con elegancia literaria esos hechos y desnuda en unas cuantas líneas la crueldad del poder, el azar que encumbra a cínicos y seres menores y el triste destino de los vencidos. Un libro para ver y leer.

Diario del sitio de Puebla

El próximo jueves, a las 18 horas, en la Sala de Usos Múltiples de la Dirección de Estudios Históricos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (Allende 172, esquina con Juárez, en Tlalpan), se presenta el libro electrónico (¿Por qué no una reedición en papel del impreso que apareció hace algunos años?) Diario del sitio de Puebla, de Carlos Casarín, que trata de lo ocurrido en la defensa de la Angelópolis frente al ataque de los franceses, en 1863, gesta en la que el pintor y caricaturista Alejandro Casarín, primo de Carlos, fue tomado prisionero y enviado a Francia, donde aprovechó la estancia en París para relacionarse con Daumier, Corot y Millet e incorporarse al taller de Meissonier para perfeccionar sus conocimientos. A su regreso, Alejandro pintó cuadros de tema histórico como La visita de Cortés al Templo Mayor de México, que recientemente remató la Casa Morton, y ejecutó las esculturas conocidas como los Indios Verdes. Carlos, en cambio, murió en la Ciudad de México a consecuencia de un duelo contra cierto tipejo monárquico. En fin, que el libro electrónico es obra de Rosa Casanova, Angélica Pérez Gasca y Esther Acevedo, a quien debemos un interesante trabajo sobre Alejandro Casarín. Los presentadores serán Hugo Arciniega y Rebeca Monroy Nasr.

El Palacio es más joven

Recientemente, Ya Saben Quién dijo que el Palacio Nacional tenía 500 años. Sin embargo, el republicano que firma esta columna tiene otros datos que arrojan una edad menor de la sede del poder federal. Hernán Cortés dispuso comenzar su construcción en 1529 donde estuvieron las casas nuevas de Moctezuma Xocoyotzin, tarea que se prolongó varias décadas. En 1562, cuando apenas se había construido una parte, la corona española le compró el inmueble a Martín Cortés, hijo del conquistador, y al año siguiente se convirtió en sede del gobierno colonial al ocuparlo el virrey Luis de Velasco. Antes, los poderes virreinales estuvieron en las casas viejas de Moctezuma, en la acera poniente de la plaza, en un inmueble que iba de Tacuba a la actual calle de Madero.

Breviario…

La Suprema Corte avaló que los gobiernos estatales nombren contralor de la respectiva universidad pública, lo que ha provocado un rechazo generalizado de la medida. Al parecer, basta con que a posteriori se analicen las cuentas de las casas de estudios, se informe de cómo se gastan los recursos públicos y de las irregularidades que pueda haber para que, si es el caso, se sancione a los responsables, pues se trata de nuestros impuestos. @@@ En Dalmacia le llaman ?ikara (pronúnciese chícara) a un traste donde se toma café. La palabra, como es obvio, se deriva del nahuatlismo jícara y quién sabe cómo llegó hasta las costas de Croacia.