EL-SUR

Lunes 29 de Noviembre de 2021

Guerrero, México

Opinión

La lucha de los mineros de Taxco

Marcial Rodríguez Saldaña

Agosto 01, 2019

Este 30 de julio, se cumplieron 12 años de que inició una huelga la sección 17 del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos, Siderúrgicos y Similares de la República Mexicana, que tiene su sede en Taxco de Alarcón y cuyo aniversario fue conmemorado con un día más de lucha.
1.- Las minas en el mundo y en México siempre han sido objeto de suma codicia. Durante la época de la invasión española al territorio que hoy ocupa nuestro país, la sobre explotación irracional de las minas para la extracción de oro y otros metales y minerales que se trasladaban a la capital del reino en Europa, fue una actividad preponderante para enriquecer las arcas de la corona a costa de nuestros recursos naturales.
Al mismo tiempo, las minas eran lugares de explotación de mano de obra, en donde los trabajadores carecían de los más elementales derechos y prácticamente laboraban como esclavos, puesto que si tenían que consumir algunos víveres lo hacían forzosamente en las tiendas de los dueños y las deudas –en caso de que fallecieran eran heredadas a sus descendientes.
2.- Las circunstancias que prevalecían en el periodo colonial no han cambiado mucho en la actualidad. El trabajo en las minas es de los más riesgosos debido a la aspiración de gases que son muy dañinos para la salud de los trabajadores, la contaminación del agua, los accidentes de trabajo y siempre el peligro de derrumbes que pueden ocasionar la muerte de los empleados. La demanda principal de los mineros de Taxco por la cual estallaron su movimiento de huelga fue precisamente exigir las elementales condiciones de seguridad a Germán Larrea propietario del Grupo México concesionario de la mina. La respuesta fue y ha sido negativa, tratando de agotar a los trabajadores con el paso del tiempo, dejándolos sin salario ni prestaciones que sirven para el sustento diario de sus familias, sin embargo, los mineros han sabido resistir con gran dignidad.
Además el patrón ha causado daños ecológicos, debido a que los desechos de la mina los ha depositado durante muchos años a la intemperie, lo cual ha provocado que las lluvias los deslaven y contaminen el agua con que se bañan, lavan su ropa y trastes y consumen los habitantes cercanos.
3.- Los gobiernos que hemos padecido a nivel federal en los años anteriores –durante el tiempo que ha durado la huelga– mostraron nulo interés por atender este asunto de los trabajadores mineros de Taxco. Es por ello, que el 30 de julio se realizó una jornada de lucha para mantener presente la fecha del inicio de este movimiento obrero. Las actividades iniciaron con una conferencia de prensa a la cual asistieron muchos medios de comunicación, en el auditorio del sindicato repleto de trabajadores y de representantes organizaciones sindicales, sociales, políticas y ciudadanos solidarios con los mineros en huelga, en donde se informó de las causas que dieron origen a esta lucha y la situación que prevalece actualmente. Posteriormente se hizo la presentación de un libro digital elaborado por el periodista Raymundo Ruiz Avilés, en donde da cuenta de las peripecias en torno de las cuales ha transcurrido la lucha de este movimiento.
4.- Después se dio inicio a una marcha que partió de las instalaciones del sindicato. Caminamos cientos de manifestantes por las principales calles de Taxco en una procesión política sindical, en la que se corearon consignas para exaltar la lucha de los mineros; ahí iban sus esposas –que se han denominado mujeres guerreras de plata– quienes han acompañado con gran dignidad durante estos años a sus compañeros. Llegamos al zócalo de la ciudad, ahí se realizó un mitin en donde los representantes de las organizaciones hicieron uso de la palabra ratificando en la plaza pública su más amplia solidaridad y se concluyó entonando la canción La Internacional. Se terminó esta jornada de lucha compartiendo el pan y la sal con los trabajadores mineros de Taxco en huelga.
El presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, con la sensibilidad que le caracteriza, ha decidido atender este asunto mediante la instalación en los próximos días de una mesa de diálogo entre el concesionario de la mina y los trabajadores. Esperamos que con ello se abra la puerta de la solución a las demandas de los trabajadores, en tanto hay que seguir siendo solidarios con su lucha, toda vez que la Cuarta Transformación de México implica necesariamente la instauración de la justicia laboral.

marcialrodriguezsaldana.mx