EL-SUR

Sábado 27 de Noviembre de 2021

Guerrero, México

Opinión

La militarización de las fronteras y las aduanas

Rubén Aguilar Valenzuela

Octubre 27, 2021

 

El proceso de militarización de la administración pública que impulsa el presidente López Obrador, que también lo es de la sociedad, contempla que las fronteras y los puertos estén a cargo de las Fuerzas Armadas.
La Marina y el Ejército, de manera conjunta, destinan a 950 de sus efectivos, para realizar tareas que antes estaban a cargo de funcionarios civiles en 38 aduanas; 21 terrestres y 17 marítimas. En total 38 de las 49 que tiene el país.
Bajo control del Ejército están 21 aduanas fronterizas; 19 en la frontera norte con Estados Unidos y dos en la frontera sur con Guatemala y Belice.
Para atender la frontera norte en Baja California están tres: Tijuana, Tecate y Mexicali. En Sonora cinco: San Luis Río Colorado, Sonoyta, Nogales, Naco y Agua Prieta. En Chihuahua tres: Puerto Palomas, Ciudad Juárez y Ojinaga.
En Coahuila dos: Acuña y Piedras Negras. En Nuevo León una: Colombia. En Tamaulipas cinco: Nuevo Laredo, Miguel Alemán, Ciudad Camargo, Reynosa y Matamoros.
Para hacerse cargo de la frontera sur una está en Quintana Roo, en la población de Subteniente López, frontera con Belice, y la otra en Chiapas en Ciudad Hidalgo, frontera con Guatemala.
La Marina se hace cargo de 17 puertos. En el Pacífico con uno en cada caso: Baja California (Ensenada), Baja California Sur (La Paz), Sonora (Guaymas), Sinaloa (Mazatlán), Colima (Manzanillo), Michoacán (Lázaro Cárdenas), Guerrero (Acapulco) y Oaxaca (Salina Cruz).
En el Golfo de México dos en Tamaulipas (Altamira y Tampico), tres en Veracruz (Tuxpan, Veracruz y Coatzacoalcos), uno en Tabasco (Dos Bocas), uno en Campeche (Ciudad del Carmen), uno en Yucatán (Progreso) y uno en Quintana Roo (Cancún).
La militarización de aduanas terrestres y marítimas obedece, según al presidente, a que los integrantes de las Fuerzas Armadas no son corruptos, que por la vía de los hechos implica decir que los civiles que estaban a cargo sí lo eran.
Hasta el momento no ha habido un informe oficial que indique que en las 38 aduanas a cargo del Ejército y la Marina el tráfico del contrabando se acabó y con él la corrupción. El presidente confía de manera ciega en los soldados y marinos.
Los espacios a cargo de las Fuerzas Armadas se caracterizan por la opacidad. Sin que existan razones válidas todo lo convierten en información de seguridad nacional. Así bloquean la posibilidad de la transparencia y la rendición de cuentas.
Espero que la sociedad pronto pueda conocer a detalle los resultados de la gestión de los soldados y marinos en las 38 aduanas a su cargo. Y que ésta sea radicalmente distinta al desempeño corrupto de los civiles.

Twitter: @RubenAguilar