EL-SUR

Martes 24 de Mayo de 2022

Guerrero, México

Opinión

Presunción revelada

Héctor Manuel Popoca Boone

Mayo 08, 2021

Con especial dedicatoria a los sectarios, que denostando están a cuanta persona difiere de ellos. No viendo que la verdad es lo único que nos hará libres.

Jorge G. Castañeda, columnista de El Sur y de otros medios a nivel nacional, analista político, escritor, catedrático, integrante de la “comentocracia” nacional, además que en el sexenios de Fox fuera secretario de Relaciones Exteriores, publicó el pasado lunes –y lo amplió el día de ayer– en este diario, un artículo de opinión de alcance nacional, bastante interesante, donde nos comparte una relevante presunción política, que a mí me proporciona elementos nuevos para explicarme varios aconteceres de la política en Guerrero, en torno a las elecciones del próximo 6 de junio.
Con indicios reunidos de tres años a la fecha, nuestro compañero articulista casi está convencido que, en la campaña presidencial de 2018, donde obtuvo un triunfo arrollador Andrés Manuel López Obrador (AMLO), candidato presidencial de Morena, se debió en parte a que tuvo el apoyo importante, a trasmano, del presidente saliente, Enrique Peña Nieto (EPN) a la sazón, principal dirigente factual del PRI; y que, por eso, actualmente goza de impunidad.
La conclusión a que llega Castañeda, es que hubo un “pacto” del entonces presidente Enrique Peña Nieto (PRI) con el entonces candidato Andrés M. López Obrador (Morena), para favorecer la campaña presidencial de este último. Ese fue el pacto “PRIMOR”, hasta ahora no desmentido por los protagonistas. ¡Chúpale pichón!
Una de las señales de ese pacto, PRI-Morena, de ayuda política subrepticia, fue descarrilar la candidatura ascendente del entonces candidato del PAN, Ricardo Anaya, cuando inesperadamente la Fiscalía General de la República le formula una acusación de supuestos ilícitos hacendarios, en torno a la compra-venta de una gran bodega de su propiedad en Querétaro. Cuestión que fue de amplia resonancia; posibilitándole a AMLO ganar algunos puntos adicionales de ventaja. Al mismo tiempo, el presidente Peña Nieto instruye a gobernadores priistas para que en sus respectivos estados le “arrimen” más votos al candidato de Morena. Menciona Jorge G. Castañeda que uno de los mandatarios estatales destacados en esa labor fue el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores (HAF).
Esa presunción da asidero a posibles respuestas en torno a interrogantes sobre la simpatía pública que ya como presidente de la República, AMLO le ha prodigado al gobernador en diversas giras presidenciales que ha hecho a Guerrero; que, en hechos concretos, por ejemplo, fue permitirle operar de facto el Programa federal de Fertilizante Gratuito; que devino en sonoro fracaso en su primer año de su aplicación semi centralizada.
De igual manera puede explicarse así, la inusitada disculpa pública que el presidente AMLO le brindó al gobernador HAF, en un evento oficial en Tlapa; donde un grupo de militantes de Morena y del público en general, interrumpió en forma vociferante e irrespetuosa el discurso que el gobernador estaba pronunciando. Ese hecho después ameritó, en lo discreto, un jalón de orejas presidencial al malogrado político y superdelegado federal, Amílcar Sandoval Ballesteros, que recibió la indicación de convertirse en el “mozo de estoques” del gobernador priista guerrerense.
En su siguiente gira por estas tierras del sur, sorpresa causó a muchos la respuesta subliminal que el presidente AMLO manifestó, cuando un reportero le preguntó sobre el perfil deseable que debería tener el próximo gobernador de Guerrero; respondiendo con una gesticulación sonriente de su cara, dirigida a quien estaba a su lado en el templete; y que era nada menos que el gobernador de Guerrero que tiene ¡herraje del PRI! Así consta en las crónicas y videos de los diversos medios asistentes al evento.
Conclusión: muy posiblemente el gobernador HAF apoyará con la mano derecha al candidato del PRI y con la mano izquierda a la candidata de Morena; así se asegura total impunidad de post mandato.
PD1. Como candidato moral a la gubernatura, convoco de nueva cuenta al electorado decepcionado, irritado, indeciso o indiferente (40 por ciento), a salir a votar el próximo 6 de junio y tachar con una X toda la boleta electoral para elegir gobernador. Será un voto nulo, que se contabilizará y será un indicador de repudio (no de abstencionismo), a un sistema electoral mercantilizado, mafioso, corrupto, falsario y, por ende, con graves grietas anti democráticas.
PD2. Ojalá ya estén completamente limpias las barrancas y encauces que conducen las aguas pluviales del anfiteatro de Acapulco al mar de la bahía.

[email protected]