EL-SUR

Martes 27 de Septiembre de 2022

Guerrero, México

Opinión

Vacaciones de verano

Ana Cecilia Terrazas

Junio 25, 2022

Para PP

Casi finales de junio 2022. Imaginemos estar frente a una maceta grande y bonita, de barro, repleta de bugambilias de ese hermosísimo color fucsia que las distingue. De fondo el mar, las nubes, el horizonte. De repente se baja la cabeza y se advierten sobre la tierra de la maceta algunos pañuelos desechables sucios, hechos bolita, quizá una colilla semienterrada. Tendrán también su historia. A la mano tenemos el cuadro completo, decidimos regresar a la primera lectura, subir la cabeza y posar la mirada de nuevo sobre las flores.
Algunos profesionales de la psicología y epistemología, quienes se dedican a comprender cómo conocemos, hacen mucha referencia a los sesgos cognitivos.
Los sesgos cognitivos más comunes son estos*: generalizamos; magnificamos o exageramos; minimizamos lo positivo; personalizamos; creemos adivinar lo que piensa la otra persona o lo que va a ocurrir; culpabilizamos a alguien o a algo por lo que ocurre en la realidad; neceamos con tener la razón; nos orillamos al arrepentimiento, a sentimientos de culpa; creemos haber sabido todo de antemano o exterminamos la autocrítica.
La polarización tan frecuente en la actualidad aleja los matices, la complejidad, y nos orilla a tomar una postura desequilibrada, tendenciosa. Las circunstancias históricas, con sus abismales diferencias al atravesar el siglo, también han contribuido con tremendos sesgos cognitivos en la gran mayoría de la población, especialmente la nacida antes de 1978, es decir, en las llamadas generación X, baby boomers y silver (cuestión que además existe desde los griegos ya que es famoso que Sócrates lamentaba las actitudes de los jóvenes de entonces).
Desgraciadamente, con tanta producción de supuestos contenidos informativos hoy, da poco tiempo para detenerse a poner en duda lecturas o a reflexionar sobre cómo hacernos cargo del relato de aquello que estamos conociendo.
Retomemos una cita sobre el filósofo crítico Jacques Derrida, padre de la deconstrucción**:
“…Un lector tradicional cree que el lenguaje es capaz de expresar ideas sin cambiarlas, que en la jerarquía del lenguaje escribir es secundario a hablar, y que el autor de un texto es la fuente de su sentido.
“El estilo deconstructivista de lectura de Derrida subvierte estas presunciones y desafía la idea de que un texto tiene un significado incambiable y unificado […] Esto multiplica el número de interpretaciones legítimas de un texto…”.
Descolocando la mirada para modificar la lectura de distintos sucesos, hagamos el ejercicio de destacar, de las generaciones centennial y de las más jóvenes, nacidas en este siglo, cualidades irrebatibles: su capacidad para igualarse con todos en un sentido profundo y democrático; la mirada igualitaria de todas, todos y todes sin siquiera cuestionarse las preferencias sexuales; el muy acendrado respeto por la vida de todos los seres animados, animales, plantas, personas; el conocimiento íntimo y casi doloroso ante la huella de carbono que se pueda ocasionar.
También hay una notable solidaridad humana y facilidad para colocarse en pie de lucha ante la injusticia; la conciencia feminista en la que no se da más cabida al supuesto piropo, al misógino chiste, al tocamiento indeseado; la creciente asimilación de todas las personas con discapacidades a la vida cotidiana, al quehacer común; la convicción por la necesidad mundial de contar con energías limpias; el principio del diálogo por encima de los gritos y golpes (violencia); la aceptación generalizada del yoga, la meditación o la cercanía con revisiones espirituales, interiores. La importancia del ejercicio y acondicionamiento físico, así como de una mejor alimentación, formas de consumo más sanas.
Quizá peque esta columna de querer abrillantarlo todo. No obstante, el esfuerzo de hacer otras lecturas, de echar la cabeza hacia a las bugambilias, da fuerzas, da esperanza y entusiasma.

* https://www.psiquion.com/blog/sesgos-cognitivos
** https://antroposmoderno.com/antro-articulo.php?id_articulo=273

@anterrazas